Ayer llegó un día muy esperado. ‘La isla de las tentaciones’ puso fin a su quinta edición con un programa lleno de sorpresas. Las parejas protagonistas se reencontraron después de vivir en República Dominicana una de las experiencias más intensas de sus vidas. La semana pasada pudimos ver el encuentro entre Tania y Samu, pero fue anoche cuando supimos que ella decidió dar por zanjada la relación y volver a casa por separado.

Javi y Claudia fueron los últimos en reencontrarse

Los segundos en la pasar por la hoguera final fueron Ana y Cristian. Después de numerosos reproches, la murciana expresó su deseo de regresar a España sola y sin solucionar las cosas con su novio. La concursante se mostró fuerte a pesar de tener las emociones a flor de piel y nos regaló uno de los momentazos de la noche. Los siguientes fueron Laura y Mario, que su relación ha tenido numerosas idas y venidas durante el formato.

La pareja protagonizó uno de los momentos más sorprendentes del final de edición y es que cuando Sandra Barneda le preguntó a Laura cómo quería irse del programa, ella respondió que con Mario, pero fue él quien decidió que no, que la relación se acababa en ese preciso momento. Después vimos a Paola y a Andreu que, como era de esperar, se fueron del programa felices y retomando su relación en el mismo punto en el que estaba.

Para el último lugar, el programa dejó a Claudia y a Javi, ya que, sin duda, era la hoguera más esperada de la noche. La pareja se veía por primera vez después de que ella cayese en la tentación con Álvaro y se besasen en varias ocasiones. Con ellos todo podía pasar y es que fue él quien le estuvo pidiendo durante toda la hoguera que no le dejara en el programa delante de todos los espectadores. La presión que tenía Claudia era máxima.

«Tengo un diamante en mi casa», le dijo Javi a Claudia

Al final, la de ‘Mujeres y hombres y viceversa’ decidió darle una última oportunidad a Javi a cambio de que empezase a «quererla bien». Ella necesita que su pareja no sea tan dependiente como ha demostrado ser a lo largo de toda la edición. En muchos capítulos, hemos visto cómo la unión de él con sus compañeros ha sido indispensable para que no se derrumbase en numerosos momentos, pero en la hoguera soltó un comentario que mucho han considerado una traición.

Cuando el de Barcelona se excusó de su actitud, dijo: «Porque he visto las relaciones de mis compañeros que se quieren tan mal, que me ha hecho ver que, a pesar de lo que he visto, tengo un diamante en mi casa. No la quiero perder». De esta manera, el concursante tiró por tierra las relaciones de los que han sido sus amigos en el programa. Las redes no dudaron en resaltar lo que podrían suponer las palabras de Javi.

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: El Confidencial