Puede que el nombre de Joshua Herdman no te suene de nada, pero s te digo que fue el actor encargado de dar vida a Gregory Goyle en la saga de Harry Potter… puede que entonces la memoria se te refresque un poco.

Él interpretó en la gran pantalla a uno de los desagradables amigos de Draco Malfoy, y puede que ahora estés pensando que, tras verlo en la franquicia, le perdiste la pista por completo… y esto tiene una explicación: el actor aparcó su carrera para dedicarse al mundo de las Artes Marciales Mixtas (MMA). Y lo cierto es que no le está yendo nada mal.

El actor, natural de Hampton, Reino Unido, saltó a la fama con la saga del joven mago, pero no todo fue un camino de rosas y, como él mismo ha contado en más de una ocasión, el alcohol y la fiesta se cruzaron en su camino.

«Era un fiestero, si te soy sincero, como lo son muchos jóvenes. No sé si era la gente con la que andaba o el dinero», relató el actor y recogió el diario argentino Clarín hace unos años.

Los malos hábitos y la fiesta lo llevaron por un camino en el que se sentía profundamente infeliz. Todo esto, por suerte, acabó el día en el que decidió centrarse por completo en su estado físico y el deporte. Y es que Joshua siempre había tenido problemas con su sobrepeso.

El momento del cambio

En ese momento, gracias al apoyo de su familia, el actor empezó a practicar jiu-jitsu japonés tradicional. Su padre, que había sido boxeador, lo entrenó y, gracias al esfuerzo y la constancia, el joven consiguió llegar a cinturón negro en ese arte marcial.

«Mi lugar estaba en las Artes Marciales Mixtas, de acuerdo a mi entrenamiento. Es salvaje, emocionante e imprevisible», señaló el luchador, que ahora ya ha relegado su carrera como actor a un segundo (o tercer) plano.





Debutó en 2016 en el City Pavillion de Londres (Inglaterra, Reino Unido), donde se enfrentó al polaco Janusz Walachowski, y donde también consiguió su primera victoria al alzarse con ella en el tercer asalto. Un gran logro que anticipaba una prolífera carrera en este deporte.

«Decidí que me iba a poner en forma y sabía que necesitaba algo en lo que concentrarme. En este punto, la disciplina, la tenacidad y el impulso resultan clave», contó el actor, que encontró en esta nueva vida una salida para sus problemas de ansiedad.

Un futuro prometedor

Él mismo es consciente del gran cambio físico al que se ha sometido y entiende la sorpresa de la gente al verlo después de tanto tiempo: «Nunca estuve muy gordo ni nada, pero antes de comenzar con las artes marciales tenía malos hábitos. Con el entrenamiento te sientes mejor contigo mismo. Estoy feliz, puedo correr muchos kilómetros. Y no solo es importante para el aspecto físico, también lo es para el bienestar mental».

Joshua se prepara ahora para su participación en el programa de ITV ‘The Games’, un concurso deportivo en el que 12 personalidades competirán entre ellas hasta que solo quede una. Eso sí, no será solo combates: veremos pruebas de atletismo, natación o gimnasia, por lo que Herdman tendrá que darlo todo y más en el que, sin duda, será el mayor reto de su vida.

A vosotros, ¿qué os ha parecido la historia de este actor? ¿Os acordabais de él? 

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: Telecinco.

SIGUE NUESTRO CANAL DE YOUTUBE: YO CONTROLO