Amy Chang es una de las influencers estadounidenses de moda y estilo de vida más conocidas del país. En TikTok supera los 1.3 millones de seguidores y en Instagram pasa de largo los 600.000 y, a pesar de su gran conocimiento en el mundo de las compras y el estilismo, no siempre se sale con la suya y, en ocasiones, mete un poco la pata.

Y es que ella, si por algo se caracteriza, es por su naturaleza a la hora de interactuar con sus seguidores. Ella suele mostrar las cosas positivas de su vida, pero, cuando algo no sale bien, también lo comparte como forma de trasmitir el mensaje de que, básicamente, la vida no es perfecta (y que, de hecho, dista de serlo). Es por eso que, cuando la «lía», sabe reírse de sí misma y, de paso, sacarle una risa también a aquellos que la ven.

Y exactamente eso fue lo que le pasó cuando se compró un bañador por Internet de más de 400 euros: lo que le llegó a su casa mostraba un acabado bastante diferente al que ella tenía en mente.

El bañador en cuestión es un diseño en color fucsia de la firma Christopher Esber, un modelo con cuello halter y tiras elásticas cuya intención era acentuar la figura de la portadora de la pieza. El problema, como veréis en las fotos que os dejamos más abajo, es que no «realzó» la figura de Chang como ella se esperaba.

Según ella misma contó, el fallo se encuentra probablemente en que no acertó con la talla: ella suele usar la XS y, en este caso, parece que le va demasiado pequeña… y es que, siempre que compremos por Internet, lo mejor es mirar los comentarios que dejan los otros compradores del producto, donde normalmente cuentan si el tallaje, el diseño o el color corresponden con lo ‘habitual’.

«Definitivamente, en mi cabeza se veía diferente», contaba la influencer a la vez que mostraba que, de entre las rejillas que dejaba el bañador, se asomaba su piel comprimida, cosa normal si te pones una talla mucho más pequeña a la que deberías llevar.





A vosotros, ¿Qué os ha parecido esta historia? ¿Alguna vez os ha pasado algo así? 

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: 20 minutos.

SIGUE NUESTRO CANAL DE YOUTUBE: YO CONTROLO