No nos vamos a engañar: en la actualidad hay una cierta obsesión con el tema de la edad. Es muy probable que la mayoría de los que estáis leyendo estas líneas prefiráis lucir siempre jóvenes y, a diferencia de otras etapas de la historia de la humanidad, actualmente existe mucha tecnología enfocada a la estética y a frenar el envejecimiento celular.

Santa Claus What GIF by Freeform

A pesar de todas las cremas, procedimientos y rituales chamánicos que existen, es imposible detener por completo el envejecimiento… ¿O no? Y es que la protagonista de nuestra historia de hoy nos ha despertado ciertas dudas a este respecto.

Andrea Sunshine es una mujer de 53 años que, en estos momentos, es una de las deportistas más envidiadas en las redes sociales. Y es que ella no solo es toda una maestra del fitness, sino que también luce un aspecto bastante más joven al que podríamos esperar de una persona de esa edad.

La mujer, de raíces brasileñas y neerlandesas, asegura que el truco de su envidiable aspecto se encuentra en que sigue unos estrictos métodos de entrenamiento, una dieta cuidada al milímetro y una mentalidad positiva. Ella en sus redes sociales, acostumbra a compartir todas las cosas que hace en su día a día, la mayoría de las cuales están enfocadas a su salud física y mental.

La bautizada como ‘la Abuela Fitness’ explicó en una reciente entrevista para el New York Post que ella se pasa la mayor parte de su día en su gimnasio de Londres. Ahí hace rutinas de entrenamiento de hasta tres horas seguidas. Por lo general, dedica la primera hora al cardio para, a continuación, pasarse el resto levantando pesas. Pero es que ella, en etapas de preparación para alguna competición, se ha llegado a estar hasta 8 horas seguidas entrenando, como si fuese una jornada laboral entera.

Para ella, el deporte es solo una parte de su entrenamiento. Otro aspecto fundamental para conseguir ese aspecto es su dieta, basada sobre todo en proteínas y vegetales. ¿Cómo se reparte las comidas? Pues agarraos a la silla: hace de 6 a 8 comidas al día con la intención de poder llegar a las 3.500 calorías que necesita.

Ella también prescinde por completo de verduras dulces como la zanahoria y también evita en la medida de lo posible la sal y el aceite (del que sea). Pero es que eso no es lo más loco: ella reveló que puede llegar a comerse 150 huevos en un mes, además de beberse hasta 4 litros de agua al día.

Uno de los principales mensajes que intenta reivindicar es que las mujeres no deben rendirse con la edad«Hay un estigma de que, con el avance de la edad, las mujeres solo deben dedicarse al cuidado del hogar y la familia», señalaba en su entrevista al medio estadounidense.

De hecho, ella asegura que, a su edad, no le faltan pretendientes de TODAS las edades:  «Los hombres jóvenes están enamorados de las mujeres maduras atractivas, así que coquetean conmigo todo el tiempo». Eso sí, no soporta que nadie la moleste cuando está entrenando.

A vosotros, ¿qué os ha parecido todo esto? 

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: La Vanguardia.

SIGUE NUESTRO CANAL DE YOUTUBE: YO CONTROLO