Si por algo se caracteriza ‘El Hormiguero’ es por conseguir llevar a su plató a algunos de los artistas internacionales más deseados del momento. Siguiendo esa tradición que tanto nos gusta, ayer Rauw Alejandro fue a divertirse al programa presentado por Pablo Motos.

El puertorriqueño está de gira por nuestro país y, como era evidente, no iba a dejar pasar la oportunidad de estrenarse en el show de las hormigas más famosas de la televisión.

Rauw está en plena cresta de la ola y, de echo, a pesar de que tiene varios conciertos programados en nuestro país, no hay entradas para ninguno de ellos: lo ha vendido absolutamente todo. A pesar de este atronador éxito, el reguetonero asegura que sigue enfocando sus actuaciones como al principio de su carrera «que eran para unas 50 personas, pero yo los disfrutaba de la misma manera»; el mismo mimo y cuidado por cada detalle y, sobre todo, la misma humildad.

Y es que el cantante de ‘Todo de ti’ es consciente de que pocas personas consiguen el nivel de éxito que él ha conseguido en tan poco tiempo. A pesar de eso, intenta llevar este gran momento de la mejor forma posible y, sobre todo, superarse en cada uno de sus nuevos temas: «lo he llevado bien, cada año me enfocaba en que fuera mejor que el pasado y lo logramos con esta canción«.

«Desde la noche en la que la hicimos sabíamos que era una canción con otra vibra, pero superó todas nuestras expectativas», señaló sobre el éxito musical que nos ha acompañado a lo largo de toda esta segunda mitad de año.

Una vez cubierto todo el tema de la música, el presentador no pudo evitar sacar el tema estrella de la semana: la relación del cantante con nuestra querida Rosalía. «Has hecho un vídeo en TikTok con ella y hay un millón de rumores por ahí que no sé si son ciertos o no: ¿Qué tal es vuestra relación?», le cuestionó Motos.

Alejandro no pudo contener la risa y aseguró que la cosa iba viento en popa: «muy guay, muy bien. Nos vemos mucho, la última vez que he hablado con ella… cinco minutos antes de empezar».



El valenciano dedicó parte de la entrevista a contemplar las joyas del cantante, mostrando especial interés por su reloj: «Ese vale como un piso», bromeó Motos, a lo que Rauw solo alcanzó a contestar «fue un regalo», muy probablemente con el objetivo de no dar el dato de cuánto valía.

Pero, en lo que a las excentricidades del artista latino se refiere, no había ninguna que superase la de los diamantes de sus dientes: «Sí, llevo cuatro diamantes desde hace un año. El dentista te hace un agujero en el diente y lo pega con un cemento que te dura años».

En la entrevista también hubo espacio para hablar de los tatuajes del invitado: «Empecé a los 16 años, mi madre no se tomó muy bien el primero, pero está curada de espanto. Llevo 11 años en el proceso, me gustaría tatuarme más, pero duele. Soy fanático del Arte y me gustan los tatuajes también«.

A vosotros, ¿qué os ha parecido todo esto? 

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: 20 minutos.