Sobra decir que el cambio climático es una realidad más que evidente. Como consecuencia de ello, son muchas las veces que los medios o las redes sociales nos conciencian de esta situación global y hay muchas pequeñas acciones que podemos hacer para intentar frenar este problema.

Seguro que muchos ya no pedís bolsas de plástico al ir a comprar o recicláis separando los deshechos en distintos contenedores. Una de las batallas que la industria de la moda persigue cada día es que sus productos sean sostenibles. Vestir nos tenemos que vestir cada día y lo hacemos adaptándonos a las circunstancias meteorológicas que nos acompañen en ese momento pero ¿es necesario estrenar ropa nueva cada temporada?

Una de las aplicaciones que más oportunidades da a usuarios y usuarias para intentar frenar esta rueda de consumo, que muchas veces es innecesaria, es Vinted. La plataforma permite a vender e intercambiar artículos de ropa de segunda mano a un precio más que asequible.

Dentro de la aplicación, los clientes tienen la oportunidad de intercambiar mensajes con los vendedores y vendedoras, y ya sabemos todos que esto puede llegar a provocar situaciones surrealistas. Es el caso de una usuaria que ha querido compartir en su Twitter la sorprendente respuesta que recibió por parte de un cliente que quería comprarle un vestido. 

Marina (@marinaraduu) es una usuaria de Vinted que había puesto a la venta un vestido rojo por el módico precio de 7.00€: hasta aquí todo bien y normal. La cosa se truncó cuando alguien se interesó por ese vestido y quiso comprarlo, pero Marina no estaba disponible en ese preciso momento.

La publicación se llenó de likes y comentarios al respecto

La vendedora le pidió amablemente a dicho usuario que volviese a pedir ese vestido, excusándose con que anteriormente no se encontraba en casa. Con lo que no contaba era con que, de repente, una respuesta totalmente inesperada iba a alterar su día.

«Si no quieres ganarte una querella», fue lo primero que le contestó el interesado por el vestido a modo de amenaza. Marina no contestó a ese mensaje, pero la persona que se encontraba al otro lado del teléfono le dio rienda suelta a su desternillante idea.



«Dime si enviarás el pedido antes de que te ponga a 3 bufetes de abogados y un detective privado que tenemos en la familia», continuó el usurario de Vinted. No queremos ni imaginarnos la cara que se le debió quedar a Marina cuando recibió esa amenaza sin venir a cuento.

Sorprendida por lo ocurrido y sin dar crédito, Marina quiso compartir con sus seguidores y seguidoras de Twitter lo que le había ocurrido en la aplicación de moda para la compra venta de artículos de ropa de segunda mano. Por supuesto, el tweet se hizo viral y la publicación ya cuenta con más de veinte mil likes y muchísimas respuestas de otros usuarixs.

Entre las divertidas respuestas a lo que le ocurrió a Marina, una chica le dice: «Te falta mandarte a la mafia italiana y a los Yakuza». Jorge, otro tuitero, quiso compartir con la vendedora una situación parecida: «A mi novia un pavo le dijo por Vinted hasta que tenía pasaporte diplomático y que nos iba a mandar de todo a casa. Sigo esperando».

Muchas veces son irremediables este tipo de situaciones en aplicaciones pero, esta se ha hecho viral por irse un poco de madre. ¿Has vivido alguna situación parecida?

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: huffingtonpost