Los hechos acontecieron la madrugada del sábado día 17 de julio al domingo 18 en la Gran Avenida de Benicàssim (Castellón). Una joven de 25 años y su amiga, justo antes del toque de queda establecido en dicho municipio de la Comunidad Valenciana, decidieron coger el coche habiendo bebido. Esto, por desgracia, es algo bastante común. Y resulta necesario recordar que no solo entre la gente joven y no únicamente en esta época.

Las dos jóvenes se encontraban respectivamente en el asiento del piloto y del copiloto. La que no estaba conduciendo empezó a grabar con el móvil. Ambas estaban cantando y moviendo las manos para bailar, aunque no sabemos si la conductora llegó realmente a soltar las dos manos del volante (tal y como se está diciendo), pues solo se le ve una de las dos en el vídeo.

Lo que sí sabemos es que, de vez en cuando, va apartando la vista de la carretera para mirar a cámara. De repente, todo negro. Se oyen golpes de lo que parece haber sido un choque accidental. Según cuentan en El Mundo, golpearon con su coche al vehículo de delante, en el que iban cuatro personas que posteriormente decidieron avisar a la Policía Local de Benicàssim.

«Me he cargado todo el coche»

En el vídeo también puede verse la primera reacción de las jóvenes tras el accidente, todavía bajo los efectos del alcohol: «¿Qué he hecho?», se pregunta la conductora. «Nada», responde la copiloto entre risas. «Me he cargado… Me he cargado todo… Eh… Alba», prosigue la joven que conducía. «No, tía», insiste su amiga. «Alba, me he cargado todo el coche…», repite preocupada la que manejaba el volante. «No», se oye finalmente entre las risas de la otra.

Dos horas después, la policía localizó tanto a la joven como a su vehículo en una vivienda del Camí la Plana de Castellón gracias al rastro de aceite que habían dejado. Tras pedir la colaboración de la Policía Local de la capital de La plana, le hicieron la prueba de alcoholemia y vieron que daba el triple de lo permitido: 0,83 (el límite está en 0,25). Con todas esas pruebas y el vídeo que, en teoría, ellas mismas habían difundido, decidieron imputarla.

youtube police GIF by Impulse Series

Delito de abandono del lugar del accidente y de conducción bajo efectos del alcohol. Además, multa por infringir el toque de queda decretado por la Generalitat Valenciana para el municipio de Benicàssim. Los cuatro ocupantes del otro vehículo resultaron atendidos posteriormente por esguince cervical.

Tras la publicación de la noticia por parte de El Mundo, hemos visto varios comentarios despectivos haciendo referencia a la ‘generación’ a la que pertenecen las jóvenes e incluso al feminismo, aunque efectivamente dichos temas no tengan nada que ver con lo ocurrido. Si bien es cierto que las jóvenes han cometido una imprudencia y una irresponsabilidad enormes, ya que podrían haber causado mucho daño a otras personas y a ellas mismas, queremos creer que ya habrán recibido esta lección tan importante.



¿Alguna vez habéis conducido bajo los efectos del alcohol? ¿Por qué creéis que ocurre tan a menudo?

Si os ha gustado este artículo recordad que más abajo podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.