Que no te engañen: a veces, ser despistado o despistada es una virtud enorme. Puede significar que tienes una capacidad de abstracción brutal con la que desarrollar tu imaginación y creatividad artística, o bien que cuando te concentras mucho en algo específico se te olvida el resto del mundo (cosa que puede ayudarte a hacer eso en lo que estás concentrado/a realmente bien). Sin embargo, los ejemplos que te traemos a continuación no sabemos cómo clasificarlos: ¿despistes? ¿cortocircuitos cerebrales? ¿genialidades? Júzgalo por ti [email protected]

1El mejor apoyo

No tenemos muy claro si se trata de un trabajador intentando colocar algo o de un cliente desesperado por llevarse una ganga. Sea como sea, creemos que es mejor que no lo intentéis en casa.

2Bañito veraniego

Nos cuesta creer que esta persona haya decidido bañarse con su portátil en la piscina a propósito, pero tampoco encontramos ninguna otra explicación. Lo único que se nos ocurre es que ya estuviera estropeado, pero… ¿por qué darle ese final?

3Seguridad ante todo

Entendemos que es la mejor solución que se le ha ocurrido para que las chispas no le quemen la piel, pero… ¿alguien podría decirle que el plástico arde fácilmente? La persona que le está haciendo la foto, por ejemplo…

4Máxima sujeción

¿Se lo digo, o simplemente espero a ver qué pasa? La verdad es que esta nos parece una de las mejores ideas de la lista, sobre todo teniendo en cuenta el resto…

5Spoiler: alguien sale herido



Suponemos que han sido demasiado optimistas con respecto a su propia fuerza… No queremos imaginarnos la tragedia en la que pudo acabar esto, solo por ahorrarse unos cuantos escalones.

6Tarde de juegos

No alcanzamos a distinguir la edad de la persona que se ha quedado atrapada en lo que parece el elemento de un parque infantil. De todas formas, no intentaremos averiguar cómo terminó ahí. ¿Lo bueno? Quienes están con él no parecen muy preocupados. 

7Mal despertar

Teniendo amigos así, ¿para qué querríamos enemigos? En la foto, además, puede leerse: «Me pregunto qué pasará cuando se despierte».

8Al menos lleva casco

Nos han intentado educar en seguridad vial desde que vamos al colegio, pero realmente… ¿para qué?

9Vestuario exprés

¿También pasaría esto en la mili? Lo que está claro es que nos hubiese encantado saber cómo acabó… quizás no es tan mala idea para esos días en los que te da pereza vestirte tú [email protected] por la mañana.

10Ponte el cinturón… ¿o la escalera?

Todas y todos hemos intentado meter en el coche objetos que, previamente, ya veíamos que no cabían. Lo normal es desistir y buscar otras opciones, pero como podemos observar, hay personas realmente persistentes (que al parecer prefieren poner su vida en peligro).

11«¿Quién necesita gasolina?…

…Yo voy en autobús». ¡Buena, esa!

12Nuevas sensaciones

No sabemos si es que esta persona ya no cabía dentro del coche o ha querido probar nuevas sensaciones. En realidad, con un poco más de seguridad, quizás sea una nueva forma de viajar disfrutando del aire libre si no te llega para un descapotable.



¿Has tenido alguna vez una idea de bombero? ¿Cómo acabó la cosa?

Si te ha gustado este artículo recuerda que más abajo puedes disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.