Uno de los debates más habituales con relación a los dibujos animados es preguntarse si los personajes que vemos en ellos existen en la vida real. A veces sabemos que los personajes se inspiran o se basan en personas que han marcado una huella en la historia (en mayor o menor medida), pero… ¿y si estas personas existieran después de los personajes?

Jeff Dabe es un hombre más conocido como Popeye debido al gran tamaño de sus brazos y manos, lo que le hace asemejarse al popular marino de dibujos animados.

popeye the sailor man GIF

Oriundo de Minnesota (Estados Unidos), Dabe ostenta el récord de tener las extremidades más grandes del planeta Tierra y es que sus números son una auténtica locura: sus antebrazos miden 49 centímetros de circunferencia y su dedo más grande tiene un grosor de 12 centímetros.

Y es que, por la calle, la gente se sorprende al verlo e incluso se asustan: «Siempre se me dio bien el ‘arm wrestling’ (competición de pulsos), pero el tamaño de mis manos sorprendía a la gente de primeras. Se asustan cuando ven mis manos en la vida real«, explica.

Sin diagnóstico clínico

Estas características han acompañado a Dabe toda la vida y han sido objeto de estudio por la Universidad de Minnesota, ya que podrían deberse a alguna condición o enfermedad, pero los médicos no han encontrado ningún signo de gigantismo o elefantiasis, las causas más habituales del gran tamaño de extremidades.

Más allá de la incertidumbre sobre su diagnóstico, Jeff sigue haciendo su vida y, de hecho, intenta sacar provecho a sus características extremidades. En los años 80 empezó a participar en eventos de echar pulsos de forma profesional.



Obstáculos en el camino

En 1986, puso fin a su carrera deportiva tras sufrir una grave lesión en su brazo derecho que lo tuvo apartado de la práctica deportiva durante muchos años, pero él nunca se dio por vencido y siguió entrenando con su otro brazo. En 2012, pudo volver a participar en un evento deportivo y ahora compite con personas de todo el territorio norteamericano.

«Gracias a la World Armwrestling League ahora estoy compitiendo con gente de todo Estados Unidos. Es muy divertido viajar a lugares a los que normalmente no iríamos«, comenta.

Él se siente muy feliz y cuenta con el apoyo de sus fans y de su esposa Gina, que lo acompaña en sus competiciones. «Siempre animo a Jeff sin importar lo que haga y es muy divertido (…). Me encantan los torneos vamos en avión a hoteles y lugares bonitos. Estamos muy orgullosos de él«, declara su mujer.

 

Por último, os dejamos el vídeo de unos de sus ‘combates’:

Podéis ver más combates en el canal de Youtube Armwrestling TV.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuentes: upsocl givemesport – catersnews