Marina García (@mgarciarod) se ha convertido en la exconcursante de ‘La Isla de las Tentaciones’ que más ha dado de qué hablar tras su salida del concurso. La andaluza está pasando por el año más intenso de su vida y, por suerte para nosotros, ha decidido compartir cada paso que da en sus redes sociales para que podamos acompañarla… ¿No es eso bonito?

Recordemos que Marina, en estos últimos meses, ha vivido una auténtica montaña rusa de emociones. Primero pasó por el reality de las tentaciones, donde conoció a Isaac ‘Lobo’ con el que le fue infiel a su hasta ese momento pareja, Jesús. Se fue del concurso sola, pero, una vez fuera, retomó su relación con el catalán, con el que llegó a irse a vivir y todo… pero ese era solo el principio de lo que, pronto, se convertiría en una pesadilla.

Y llegó la hora de la traición

Y es que, del concurso, Marina también se llevó a una ‘gran amiga’: Lucía. Hicieron muy buenas migas dentro de la casa, tanto por la parte de Marina como por la parte de Isaac, la pareja de esta. La cosa es que, fuera del concurso, Lucía e Isaac, como bien sabréis, acabaron liándose y dando de lado a Marina, quien no podía creerse todo lo que le estaba pasando. Pero, al mal tiempo, buena cara… o ‘nueva’ cara. Y es que Marina ha decidido, como veréis a continuación, someterse a su retoque facial más importante desde su salida del concurso.

Cambios y más cambios…

La sevillana ha decidido, como podréis ver en las fotos que os dejamos a continuación, transformar su nariz con la que, por lo visto, no estaba demasiado contenta (y eso que ya se había realizado una rinoplastia en el pasado). Ella siempre ha sido una gran defensora de las cirugías estéticas y, de hecho, aseguró que tenía varias planeadas para hacerse… y no queda duda de que esta era la primera.

Ella ha sido la encargada de compartir el momento a través de sus redes sociales y ha contando con todo detalle su paso por el quirófano: “Me voy a realizar una rinoplastia con el doctor Candau. Es una rinoplastia secundaria”, contaba horas antes de la intervención. «Os iré contando todo y os enseñaré el resultado en mi canal de ‘Mtmad’ el 7 de junio. Un besito y deseadme suerte», añadió antes de pegarse un cambio ‘de narices’.

Marina tiene un mensaje

No supimos nada de ella hasta horas más tarde, cuando compartió unos stories en los que podíamos verla con la cara hecha un cuadro fruto de la operación: esparadrapos por todas partes y el rostro visiblemente inflamado; lo normal en este tipo de intervenciones. Ella, por su parte, quiso subir esas imágenes para, según contó en esos mismos stories, ‘normalizar’ las operaciones estéticas:



“Amores, os escribo que me cuesta un poco menos. Yo mostrándoos todo mi proceso pretendo concienciar un poco y darle total normalidad al mundo estético, animar a esas personas que quieren hacerse algo a que lo hagan, a que se sientan mejor consigo mismos y sobre todo que sus decisiones, tanto en lo estético como en la vida y en lo personal, no dependa del comentario de los demás. ¡Tu vida la vives tú, no nadie!”, sentencia la joven. Por lo demás, quedamos a la espera de ver el resultado final de todo esto en, aproximadamente, una semana.

Aquí os dejamos el vídeo del baile de Marina con Jesús. Recordad que podéis seguirla en @garciarodmarina:

A vosotros, ¿Qué os ha parecido todo esto? ¿Qué pensáis respecto a la normalización de las intervenciones estéticas? 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: QMD.