El arrepentimiento puede ser una fuente de aprendizaje bastante enriquecedora. Todos hemos cometido errores que, de una forma u otra, nos han aportado algún tipo de aprendizaje. Después de que hayamos metido la pata, tomar nota de lo que ha pasado es lo mejor que podemos hacer (o suele ser lo mejor, evidentemente siempre hay matices).

Queen Sugar Couple GIF by OWN: Oprah Winfrey Network

La cuestión es que, cuando este tipo de arrepentimientos tienen que ver con el tema sexual, la cosa ya es un poco diferente. Acostarse una noche con alguien y, al día siguiente, arrepentirnos de lo que hemos hecho, es algo bastante incómodo y que, por lo general, suele provocar un malestar que dura en el tiempo más de lo que ‘debería’.

Qué hacer con el arrepentimiento

¿Qué tenemos que hacer ante este tipo de arrepentimiento? ¿Cómo podemos aliviar el peso de esa bola que se nos forma en el pecho? Una reciente investigación realizada por la Universidad Noruega de Ciencia y Tecnología ha dado con un punto clave que, en cierta forma, viene a indicar que el arrepentimiento sexual entre hombres y mujeres es diferente.

Oh My God Kiss GIF by This Is Us

El estudio estuvo conformado por 263 estudiantes de entre 19 y 37 años que, básicamente, estuvieron 4 meses poniendo a prueba las diversas experiencias que iban teniendo y, sobre todo, las emociones que se desprendían de las mismas.

Mayor impacto en las mujeres

En términos generales, los investigadores se dieron cuenta de que las mujeres tendían a sufrir en mayor proporción de arrepentimiento después de haber pasado una noche de sexo casual. Hasta un 35% llegó a reconocer que este tipo de experiencias, luego, les producían una sensación generalizada de incomodidad que solía convertirse en arrepentimiento.

This Is Us Kiss GIF by NBC

El interés de los investigadores radicaba principalmente en ver cómo este tipo de arrepentimiento afectaba a las futuras experiencias, motivo por el cual las pruebas se hicieron durante tanto tiempo.

Es investigación llegó a una conclusión clara: muchas de las personas que después de haberse arrepentido de una noche de sexo esporádica desarrollaban miedo a las futuras relaciones.



queen sugar couple GIF

Los matices del miedo

No tenía por qué ser un miedo inhabilitarte, pero sí lo suficientemente significativo como para ‘poner sobre aviso’ a la persona y que se lo pensase dos veces antes de actuar… o eso pensaban los investigadores en su hipótesis. Pero lo cierto es que, al menos en parte, se equivocaron.

Una de las conclusiones del estudio fue que, en muchos de los casos, estas emociones de miedo no sirven para nada: “Nuestro comportamiento depende de nuestra personalidad, la cual es bastante diferente y más complicada que un sentimiento de arrepentimiento que dura un tiempo establecido”, explicaron los expertos en su estudio.

Gay Kiss GIF

La excitación del momento concreto puede hacer que dicho miedo se disipe hasta ser prácticamente inexistente, por lo que volveremos a tener una ‘noche loca’ y, de poco o nada, sirve el arrepentimiento previo. Y ojo, esto no lo decimos como si fuese algo malo.

En esencia, lo que se ve en este estudio es que el arrepentimiento es flexible y que varia mucho en función de la situación, pero sobre todo en función de las otras emociones que estemos viviendo en ese momento.

wet hot american summer kiss GIF

Un buen momento para analizarse

Lo mejor que podemos hacer, teniendo en cuenta todo esto, es analizarnos de forma introspectiva; ver qué hemos sentido y por qué lo hemos sentido así y, a partir de ese momento, iniciar en nuestra vida las rutinas que vayan enfocadas a nuestros objetivos… pero sin ser demasiado duros con nosotros mismos, que se vive una sola vez (vaya consejo).

Hay comportamientos y actitudes que son completamente naturales y que, en muchos casos, sentimos arrepentimiento por pura presión social, porque nos dicen que ‘eso está mal’… aunque en realidad queramos hacerlo. Entrenemos y perfeccionemos nuestro ‘criterio’ para que cada vez tengamos menos esa sensación de error y arrepentimiento.

A vosotros, ¿qué os ha parecido todo este estudio? ¿Os habéis sentido así alguna vez? 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: Código Nuevo.