En esta página somos unos grandes aficionados a los fenómenos virales. Cuando surge uno nuevo, para nosotros es como si hubiese llegado la Navidad. ¿Os acordáis de aquel reto en el que teníamos que saber si un vestido era azul y negro o blanco y dorado? ¿Y el de las zapatillas blancas o rosas?

Hoy tenemos algo del estilo, pero tira más de lo auditivo que de lo visual, muy al estilo de aquel reto en el que teníamos que adivinar si un audio decía «Laurel» o «Yanny». ¿Estáis preparados? Espero que sí, porque puede que estéis ante uno de los fenómenos virales del año.

La madre de la usuaria de Instagram Cami Nicolini (@caaminicolini) le mandó un audio que ha dejado a más de uno con el culo torcido. Ella lo publicó en los stories de su cuenta de Instagram y, en muy pocas horas, ya le había dado la vuelta al mundo.

La cuestión, como en este tipo de audios, es que unas personas escuchan una cosa y otras, personas, una muy diferente: «¿Qué se escucha? ¿’Bicicleta’ o ‘alquiler’?», se preguntaba la joven.

El audio en cuestión

Estas serían las dos posibilidades del audio: «Hija, ¿llevaste la plata del alquiler al padrino?” o “Hija, ¿llevaste la plata de la bicicleta al padrino?”… ¿Cuál escucháis vosotros?

Este caso ha dejado a mucha gente desconcertada, porque lo cierto es que puedes escuchar una cosa u otra dependiendo de cómo te pongas el audio… y es que, yo, personalmente, he llegado a escuchar ambas opciones.

Una usuaria de Twitter apuntaba en esta misma dirección: «Me aterra que cerré los ojos y escuché bicicleta, lo abrí y fijé la vista a “alquiler” y ESCUCHÉ ALQUILER», aseguraba.



Lo cierto es que, como podéis ver en las respuestas de la publicación original, la mayoría de personas escuchan ‘bicicleta’ con claridad y, de hecho, la función de dictado de Google determina que dice ‘bicicleta’… pero entonces, ¿por qué tanta gente escucha ‘alquiler’?

La propia protagonista del fenómeno viral salió a aclarar la respuesta correcta: «Para todos los que están preguntando y dudando. Es bicicleta. Me olvidé de llevarle la plata de la bicicleta a mi padrino», sentenció Cami Nicolini.

Por si fuera poco, también compartió la reacción de su padrino a todo esto: «La duda de la ‘bicicleta’ o el ‘alquiler’ es lo que menos me importa. Lo que me importa es que la plata que me tenían que dar nunca apareció», respondió el hombre haciendo gala de un gran sentido del humor.

 

La cuestión es que, como en el caso de «Yanny o Laurel», todo depende mucho de cómo escuchemos el audio. Si estamos a una determinada distancia puede sonar una cosa u otra, por no hablar de la configuración de los altavoces con el tema de los graves y los agudos. Escucharlo o no con auriculares también puede ser un factor decisivo, por no hablar de la capacidad auditiva de cada uno (yo, por ejemplo, estoy medio sordo de un oído).

A vosotros, ¿qué os ha parecido este nuevo fenómeno viral? ¿Qué habéis escuchado? 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: 20 minutos.