Parece una situación sacada de una telenovela con 40 temporadas, pero es totalmente cierto. Por lo visto, el magnate millonario Barrie Drewitt-Barlow, conocido por ser uno de los primeros hombres homosexuales en ser padre debido a una gestación subrogada, ha decidido ampliar su familia.

Un nuevo miembro no debería ser demasiado problema teniendo en cuenta que no es un novato en esto de la paternidad, pero lo cierto es que las circunstancias son realmente curiosas, ya que su hija Saffron ha congelado sus óvulos para “cederlos» tanto a su padre como a la actual pareja de este, el exnovio de Saffron.

   

A por la familia super numerosa

Barrie Dewitt tiene 50 años y su prometido 25. Los dos quieren ser una familia con muchos más hijos (tienen una pequeña llamada Valentina) y la casualidad ha hecho que una persona tan cercana como Saffron (recordemos que es la hija de uno y expareja del otro) esté involucrada en el proceso.

Curiosamente, Barrie tuvo a dos gemelas, Aspen y Saffron, en 1999, fruto de su relación con Tony, su expareja. De hecho, después de eso, fundaron juntos una de las primeras agencias dedicadas a tratar el tema de la gestación subrogada en el Reino Unido.

Y surgió el amor

Tiempo después, un chico llamado Scott entró a trabajar como asistente personal de Barrie y salió durante unos meses con Saffron, aunque terminaron rompiendo. Barrie había finalizado su relación con Tony después de 32 años así que tanto él como Scott ahogaron juntos las penas y surgió el amor entre ellos.

Los dos pidieron su bendición a Saffron y después de eso se casaron formando una “familia” muy peculiar ya que Tony, Barrie, Scott y Saffron viven juntos en la misma mansión donde cuidan de la pequeña Valentina.

Un detalle peculiar

Lo curioso es que Saffron está tan involucrada en la vida de su padre que ha querido tener un gesto con él y ha congelado sus óvulos. La joven ha explicado que lo ha hecho por si, en un futuro, quieren tener otro bebé.



Guardado en la recámara

A Barrie no le termina de convencer la idea de “ser el abuelo de su hijo”, pero ha valorado mucho la intención de Saffron mientras buscan otra posible candidata sabiendo que, en el peor de los casos, tiene los óvulos de su hija en la nevera.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuentes: lavanguardia