Las figuras de colección son un hobby para muchas personas, y es que el coleccionismo es considerado un auténtico arte. Si eres un gran fan de un juego, una saga de películas o un cómic, puedes encontrar preciados artículos que quieras coleccionar para los que estarías dispuesto a invertir muchos recursos, ya sea en términos de cuidado, tiempo o dinero. Y a esto último es a lo que vamos hoy.

Esta es la historia de una pareja de ancianos originaria de Stourbridge (Reino Unido) que ha ganado casi medio millón de euros tras subastar algo que iban a tirar al contenedor. Os contamos todos los detalles.




Una herencia galáctica

Un vecino de esta pareja había dedicado años de su vida a la colección de juguetes de la mítica saga cinematográfica. Tras su fallecimiento, el hombre dejó su casa y todo lo que había en su interior a sus vecinos.




Los juguetes en cuestión fueron heredados por una pareja de vecinos de avanzada edad que no sabían muy bien qué hacer con ellos y desconocían el verdadero valor de la colección. Así que la metieron en bolsas de basura y las guardaron en el garaje.

Fue su hijo quien empezó a sospechar que podrían tener más valor, así que llamó a un tasador y sus suposiciones quedarían confirmadas: habían heredado una joya. Además, su valor incrementaba, ya que las piezas eran raras, se encontraban en buenas condiciones y conservaban la caja original.

Una de las mejores colecciones del mundo

Así que la familia decidió organizar una subasta de los juguetes junto con una caja de apuestas que les llevó a lograr la mejor venta de la casa en 15 años (y la última, ya que se han visto obligados a cerrar el negocio debido a los estragos de la pandemia).

Un tasador de la casa de subastas Aston’s Auctioneers explicaba lo siguiente: «Muchos de ellos estaban un poco húmedos debido a cómo han sido almacenados, pero en general es la mejor colección de Star Wars que he visto«.




Entre los objetos había un comandante de Star Destroyer (por el que pagaron 32.500 libras, es decir, casi 36.500 euros), una nave de la flota del Imperio Galáctico y una pequeña figura de Jawa.

Jawa, la estrella

«La mejor pieza fue la de upequeño Jawa, los personajes del desierto en la película original de Star Wars», dijo. «No muchos de estos juguetes con capa de vinilo llegaron al mercado, así que para encontrar uno sellado en su paquete como el de esta colección, creemos que solo hay ocho de ellos en el mund, comentaba. 

Al final, la figura de Jawa se pagó a 22.000 libras (24.690 euros, aproximadamente). Casi nada.

Finalmente, la colección fue vendida por un total de 410.000 libras esterlinas (casi 460.000 euros) y se llegó a superar los 30.000 euros por pieza. 





Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuentes: 20minutos elcomercio