Ester Expósito es una de las actrices del momento. A sus 20 años, la madrileña ha conseguido encumbrarse en lo más alto de nuestro cine… y eso no es cosa menor, dicho de otra forma: es cosa mayor (ejem). La cuestión es que, con apenas dos décadas encima, ya se ha convertido en la española con más seguidores en Instagram (más de 26 millones y subiendo)y tiene en su currículum maravillas como «Élite’ (la serie que le dio la fama), «Alguien tiene que morir» o «Veneno».

En verano, subió un vídeo bailando como si no hubiera un mañana y consiguió convertirlo en uno de los clips más vistos del año (57 millones de reproducciones). Además, se ha convertido en toda una referencia en el mundo de la moda: cada vez que aparece con una prenda en una de sus publicaciones, esta se agota y se convierte en tendencia. Es una artista integral que ha tocado el cielo muy joven.

Cambios para lo bueno… y para lo malo

Esto le ha provocado una serie de cambios muy positivos a nivel profesional, ya que ha conseguido cumplir su sueño de poder dedicarse al mundo del espectáculo… pero también le ha mostrado de frente lo que es la ‘cara B’ de la fama: los rumores, las mentiras y las manipulaciones.

Su físico siempre ha estado en el foco del debate. Muchas personas, sin conocerla de nada, se aventuraban a afirmar que la actriz de ‘Élite’ se había sometido a no sé cuantas cirugías estéticas… y esto es algo que ella ha querido zanjar de una vez por todas en su reciente entrevista para Icon, de El País.

“Mira, ahora con esto de la fama, por así decirlo, ha salido el tema de las operaciones estéticas. Resulta que me he hecho toda la cara. Es acojonante. ¡Si no me ha dado tiempo! No me he hecho nada”, sentenciaba la actriz, harta de este tema.

¡Si no me ha dado tiempo! No me he hecho nada



 

Ester también ha aprovechado para destacar el machismo que hay detrás de estas afirmaciones y cómo, mientras a que ellas se les cuestiona su ‘belleza’… a ellos ni se les pasa por la cabeza: “Lo que más me molesta es que no conozco a ningún actor al que, por mucho que haya cambiado de los 15 a los 25, se le cuestione ni se analice si su belleza es natural. Como se supone que los hombres no se operan, en cuanto una mujer está en el disparadero se especula sobre ello”.

en cuanto una mujer está en el disparadero se especula sobre ello

Expósito, preocupada por la imagen que da a las niñas

Y es que, precisamente en este sentido, la intérprete se ha mostrado muy preocupada por el trasfondo del mensaje que se pretende dar con que, si eres bella, es porque te has sometido a operaciones estéticas:

“Lo que me jode es que utilicen mi imagen para vender una serie de cirugías estéticas, para fomentarlas o decirles a las niñas: ‘Si queréis estar como ella tenéis que haceros todo esto’”, sentenciaba.

me jode es que utilicen mi imagen para vender una serie de cirugías estéticas

En dicha entrevista, la actriz también aprovechó para abrirse un poco respecto a cómo había afrontado el duro confinamiento que hemos vivido y, como la mayoría de nosotros, lo pasó mal al principio:

“Fue horrible. Yo convivo con la ansiedad desde antes de la fama. Siempre estoy que me va a mil la cabeza. Me vine muy abajo, tenía ansiedad a diario, no sabía dónde meterme. Yo necesito mucha actividad, amo trabajar y lo echaba de menos”, aseguraba.

A vosotros, ¿qué os han parecido estas declaraciones de la actriz? ¿Estáis de acuerdo con ella?

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: El Huffpost.