Nuestro día a día está plagado de maravillas… y lo único que tenemos que hacer para encontrarlas es saber dónde mirar. Hoy os traemos unos cuantos ejemplos de personas que dieron con objetos de lo más curiosos y que, en su afán de saber qué eran, lo preguntaron por Internet… y ahí encontraron con la respuesta.

Yo, después de ver esto, me he ido al trastero a curiosear un rato… ahora me entenderéis:

1¿Un garrote?

Se encontraron esta especie de garrote de madera que, como podéis ver en la imagen, incluía una especie de tira de cuero, y medía unos 22 centímetros. Resultó ser una herramienta que se utilizaba para golpear la cabeza de los peces una vez pescados.

2Un círculo de metal con unas incrustaciones de cristal

Resultó que este fascinante objeto era un reflector antiguo, muy parecido a los que utilizaban los ferrocarriles. Todo cambió con la llegada de la electricidad.

3Un triángulo de latón con un dial deslizante

Puede que muchos de los que estáis leyendo esto ya lo sepáis: se trata de un cuadrante de navegación que se utilizaba para saber la posición en medio del mar.

4Dos piezas de unos 50 centímetros bastante ligeras

Resultó que eran las asas decoradas de una estufa de roble redondo. Están fabricadas de hierro fundido, pero han perdido el niquelado con el paso de los años.



5¿Qué son esos palitos en lo alto de los hospitales (y otros edificios)?

Puede que os sorprenda, pero son pararrayos… y su funcionamiento queda bastante bien explicado por su propio nombre. Poco más que añadir.

6¿Una pieza de lego? ¿Un molde?

Se trata de una pequeña herramienta que sirve para magnetizar/desmagnetizar pequeñas piezas metálicas, como clavos y tornillos.

7Una especie de pistola antigua…

Efectivamente: se trata de un revólver Tranter de hace más de 100 años… que se dice pronto. Lo encontró en el patio trasero de su abuelo, y es una lástima que esté en tan mal estado.

 

 

8Un objeto cilíndrico de metal…

Y sí, es lo que estáis pensando: se trata de un proyectil de mortero británico de la Segunda Guerra Mundial. Se lo encontraron haciendo una reforma en el jardín de una casa. En caso de que os topéis con algo así, tenéis que poneros en contacto con las autoridades, quienes comprobarán que no se trate de un objeto peligroso.

9Unas pinzas algo largas…

Las puntas hacia fuera dan la clave: se trata de un par de ganchos bastante antiguos para sostener ollas metálicas.

10Una especie de ‘pelos’ salían de una grieta en la ventana…

Y es que se trata de un Stemonitis splendens, un hongo que sale con esta forma en la madera.

A vosotros, ¿Qué os han parecido estas imágenes? ¿Alguna vez os habéis topado con algo así de raro? Dejádnoslo en los comentarios. 



Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: Difundir.