El mundo de las atracciones siempre busca innovar e ir más allá de la clásica montaña rusa por mucho que haya quedado claro que, normalmente, es lo que mejor funciona y lo que más gusta a la gente.

Sin embargo, hay otras formas de concebir atracciones que, pese a no realizar loopings o llegar a velocidades vertiginosas, pueden causar verdadero terror en aquellos que se atreven a subir a ellas.




Un claro ejemplo de eso es una atracción nueva que se encuentra en sudoeste de China y que lleva por nombre “Flying Kiss” (El beso volador).

La atracción consiste en dos estatuas gigantes (una es un hombre y la otra una mujeres) que miden aproximadamente unos 900 metros de altura. Las dos estatuas aguantan una estructura en la punta de su brazo levantado en la que están situados los valientes que suben a la atracción.




Lo más curioso de todo es que esta atracción no tiene asientos, ni cinturones ni ningún tipo de seguridad más allá de una valla que queda a la altura de la cintura. De hecho, los usuarios tienen libertad de movimientos dentro de la atracción mientras está sube y va dando vueltas y nos permite observar las espectaculares vistas de las montañas y los valles que hay alrededor (o debajo).

En occidente no tenemos mucha más información de esta atracción pero sabemos que las dos estatuas representan dos amanten de una historia mitológica china y el punto álgido de la atracción se produce, precisamente, cuando las dos estatuas se acercan muchos y se dan un beso.

La atracción ha generado todo tipo de comentarios en Internet en los que han comentado sobre todo el miedo que da. Otra de las preguntas que más se han hecho los usuarios es ¿Cómo se sube ahí? Se ha especulado mucho al respecto pero la verdad es que tiene poco misterio ya que, simplemente, los amantes se inclinan hasta el suelo para recoger los pasajeros.




¿Os atreveríais a subir? ¿Creéis que tendría éxito una atracción como esta en los Pirineos?

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuentes: mundodeportivo