La cuarta temporada de ‘La Casa de Papel’ es una de las mayores locuras que le ha pasado a la televisión de nuestro país. Todo lo que se desató en la primera temporada, en esta última, podemos encontrarlo multiplicado por mil: personajes extremos, traiciones y planes loquísimos del Profesor que no siempre salen bien. Una serie perfecta, para qué nos vamos a engañar.

La cosa es que, a partir de este momento, este artículo puede contener SPOILERS… así que ya estáis avisados.

El atraco al Banco de España nos dejó muchas cosas buenas… pero también otras menos buenas, como la muerte de Nairobi. El personaje al que dio vida Alba Flores era uno de los más queridos y, después de recuperarse de una herida mortal al final de la tercera temporada, acabó por sucumbir ante Gandía en una dramática y durísima escena.

La audiencia no se podía creer lo que acababa de ver: Nairobi, uno de los personajes favoritos de todos los seguidores de la serie, moría de un disparo en medio de la frente; de la forma más cruel posible.

A pesar de que su personaje ya no estará más con nosotros, ya es parte de la historia de la televisión gracias a la impresionante interpretación de la siempre impresionante Alba Flores.

La actriz española ya se había dado a conocer gracias a su destacable papel de Saray en ‘Vis a vis’. Pero no fue hasta que se puso el mono rojo y la máscara de Dalí que se ganó por completo nuestros corazones.

Ahora que ya está fuera de la producción, Alba se ha lanzado a comentar más en detalle todos los recovecos de su paso por la serie, y hablar un poco más del personaje que tantas alegrías le ha dado.





«Lo que me gusta de Nairobi es la forma en que sabe cómo manejar el trabajo. Cuándo y cómo desarrolló su liderazgo», explicó la actriz recientemente en una entrevista. Pero, ya de paso, también aprovechó para comentar qué ‘cambiaría’, en el caso de que pudiese, de su personaje:

“Desearía que hubiese tenido más confianza en sí misma y más fe en lo que podría lograr de la vida. Esa es quizás la única cosa que sentí que realmente le faltaba y la única cosa que no me gustó de ella», aseguró.

Ella está convencida de que, si los guionistas no la hubiesen sacado tan pronto de la ecuación, hubiese podido arreglar el desastroso robo: “Si el plan del robo estuviera en sus manos hubiera sido aún más exitoso. Y eso es por la forma en que ella hubiera manejado los hechos, personajes o las situaciones que fueron ocurriendo», afirmó Flores.

Ahora, si eres fan de su personaje, lo único que te puede consolar es esperar a que la saquen en algún que otro flashback como ya hicieron con Berlín… pero lo cierto es que parece poco probable.





A vosotros, ¿qué os han parecido estas palabras de Alba Flores? ¿Estáis de acuerdo con ella? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: MDZOL.