Cole Sprouse se ha convertido en uno de los artistas más diferentes y rebeldes de la industria de Hollywood. Su carrera como intérprete es de lo más alocada, pero su vida no se compone solo de eso: es un ferviente activista político y un fotógrafo muy, pero que muy bueno (de verdad, echad un vistazo a su trabajo).

Hoy en día es bastante complicado pensar en Cole y no relacionarlo directamente con su papel de Jughead Jones en Riverdale. Se trata de uno de los personajes más carismáticos (y enigmáticos) de la televisión actual… y todo gracias a Cole y a la obra basada en los personajes de Archie Comics.

Pero… ¿sabíais que Cole estuvo a punto de no tener este papel y de abandonar su carrera en el mundo de la interpretación? Esto, que puede sonar a locura, tiene todo el sentido del mundo para Cole… y ahora lo entenderéis.

Él mismo contó toda esta rocambolesca historia en agosto del año pasado a la revista Variety. El actor se hizo famoso muy pequeño cuando dio vida a Cody Martin en la famosa serie de Disney The Suite Life of Zack & Cody (un clásico para los que nacimos en los 90).

Al acabar la serie, Cole se apartó bastante del mundo de Hollywood y se metió a estudiar en la New York University en 2011, donde se dedicó en cuerpo y alma a estudiar la que es su pasión: la arqueología.

Durante los cuatro años de carrera, Cole dejó completamente de lado el mundo interpretativo, tomando clases de fotografía, y llegando incluso a conseguir un trabajo en un laboratorio arqueológico en Brooklyn.





«Estaba empaquetando mis cosas para irme de la ciudad cuando recibí una llamada de mi agente. Me rogó que, por favor, audicionara para el piloto de una serie de una temporada antes de irme», explicó el actor a Variety.

Cole, en ese momento, tuvo muchas dudas, pero acabó aceptando con una sola condición: le dijo a su manager que, si no salía ese trabajo ‘dejaría todo esto para siempre’: «si no consigo nada, me retiro», aseguró.

«Le di mi palabra de que si conseguía algo, lo pensaría. Quedé en Riverdale y el ambiente me terminó atrayendo de nuevo», explicó Cole.

Como os podréis imaginar a estas alturas del relato, Cole pasó el casting y fue aceptado para protagonizar esta producción que, sin ninguna duda, es uno de los mayores fenómenos televisivos del último lustro.

De momento, la serie ya consta de cuatro temporadas, la última estrenada el pasado 6 de mayo en los Estados Unidos, y, de cara a la quinta, de momento no se sabe más que está prevista para estrenar el año que viene… si el Coronavirus lo quiere, ya que la pandemia ha trastocado todas las producciones.





A vosotros, ¿qué os ha parecido la curiosa historia de Cole? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: Indie Hoy.