No podemos fiarnos de nada de lo que vemos en Internet. El mundo de la ‘Gran Web’ está lleno de maravillas que pueden producirnos un entretenimiento sin igual… pero también hay una cara oscura que, tarde o temprano, tenemos que encarar o sobrellevar como podamos.

No todo puede ser bonito y, de hecho, no lo es. Por eso y, a modo de advertencia, os hemos traído unos cuantos ejemplos de que, en muchas ocasiones, Internet es la herramienta perfecta para liarnos y acabar siendo estafados.

1Si os fijáis, pone que incluye 1001 pegatinas…

Pero es que, dentro, más de 750, son pequeños cuadraditos de colores que poco o nada tienen que ver con las princesas Disney.

2Una preciosa foto en el campo…

Pero, en realidad, es un trozo del descampado que tienes detrás de tu casa… todo es una cuestión de perspectiva.

3¿Alguna vez habéis comprado por Internet?

Puede que os haya llegado un paquete como este: lleno de aire de la primera calidad… ¿para qué quieres un tinte de pelo pudiendo tener esto?

4Alguien se ha robado casi todos los ingredientes

Quizás se han quedado pegados dentro de la caja… pero es realmente bastante estafa, para qué nos vamos a engañar.





5Una trampa bastante asquerosa

Imprimir esas pegatinas y colocarlas encima de cada una de las botellas tiene un punto enfermizo bastante preocupante…

6Todo por la imagen

Si compran el bocata y ven que solo hay medios tomates, pues ya se espabilarán, ¿no?

7Guisantes con champiñones

Puede que el resto de los champiñones estén en spray, ¿no?

 





 

8Una de las imágenes más descaradas que veréis hoy

¿Cómo es posible que este tipo de prácticas sean legales?

9Un claro caso de publicidad engañosa

Imagínate que te vas a pegar una merienda con toda la ilusión del mundo y, al abrir el paquete, te encuentras esto… como para echarse a llorar.

10Aparentemente, era el mejor bocadillo que te ibas a comer…

Si no es porque le faltaba la mitad; un pequeño detalle que, quieras que no, es importante a la hora de sentirse muy estafado.

 



 

11No creas todo lo que ves en Internet

Esta mujer, como podéis ver, tiene algo muy ‘tuberculoso’ en su interior…

A vosotros, ¿qué os han parecido estas imágenes? ¿Alguna vez os han engañado así en las redes sociales? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: Genial.