El coronovirus nos tiene a todos encerrados en nuestras casas. Estamos a punto de llegar a las tres semanas de ‘encierro’, y lo cierto es que, en estos días, hemos tenido tiempo para casi todo: divertirnos, aburrirnos, hacer deporte, tocar la trompeta por la ventana y, sobre todo, aplaudir.

Estar entre cuatro paredes da para bastante más de lo que podríamos pensar en un primer momento, y eso siempre está bien experimentarlo en nuestras propias carnes (de todo se aprende en esta vida). Pero si de algo ha servido todo esto es, sobre todo, para agudizar nuestro ingenio.

Cuando estamos aburridos, por lo general, liberamos al ser creativo e imaginativo que llevamos dentro y, como hemos podido ver estos días en las redes sociales, la gente está que se sale.

En la mayoría de casos la cosa sale bien y el resultado satisface a la parte más creativa e imaginativa de nuestra alma. Pero, en ocasiones, no tenemos tanta suerte y, a pesar de nuestras buenas intenciones, nos topamos con desastres que no tienen arreglo posible. Hoy, hablaremos de uno de estos casos.

Todo comenzó cuando una joven, aburrida en su domicilio, decidió tatuarse la cara de Homer Simpson para pasar el tiempo… y el resultado ha sido descrito en las redes como ‘terrorífico’… para que os hagáis una idea.

Ella explicó su historia a través de su cuenta de Twitter y, como veréis, era bastante consciente del desastre que se había hecho en el cuerpo: «Me hice un tatuaje absolutamente terrorífico de Homer Simpson porque estaba aburrida y ahora está pegado a mí para siempre, mirad su maldito estado», escribió la joven de 22 años.

El tuit fue publicado hace ya unos días, el pasado 25 de marzo pero, en la actualidad, sigue siendo una de las publicaciones más virales de la última semana. Mientras escribo estas líneas, la publicación ya tiene acumulados más de 71.000 ‘me gusta’ y más de 6.000 retweets.





Lo mejor de todo es que, como en la mayoría de estos casos, las respuestas a la publicación estuvieron a la altura de la misma: «Corona Simpson, me encanta» o «parece una cucaracha», pudimos leer más abajo.

Otros de los usuarios optaron por compartir imágenes del tatuaje modificadas con photoshop; algunos, incluso, colorearon el tatuaje (no sabemos si para bien o para mal).

Se compartieron muchas imágenes de la famosa familia completamente deformes:





A vosotros, ¿qué os ha parecido este tatuaje? ¿Qué es lo peor que habéis hecho durante esta cuarentena? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño. 

Fuente: 20 minutos.

.

.

.