Imaginaos por un momento, que estamos caminando por la calle tranquilamente, y nos aparece una persona que nos intenta robar la cartera. ¿Qué haríais vosotros?. Lo ideal en estos casos, sería saber algún arte marcial para poder defenderte y evitar que la persona nos agreda. Sin embargo, aprender artes marciales no significa hacer combates y luchar cada dos por tres.

Conocer algún deporte de lucha que os mostraremos, como defensa personal, puede resolvernos en casos extremos, de alguna pelea callejera o de algún arma blanca e incluso, de alguna arma de fuego. En este artículo os mostraremos algunos ejemplos que podéis utilizar como defensa personal.




1Kick Boxing

Este tipo de arte marcial mezcla diferentes técnicas. Muchos no se ponen de acuerdo: unos dicen que es la mezcla de técnicas del boxeo; otros dicen que es la versión japonesa del Muay Thai. Aunque olvídate de poder dar un rodillazo en las partes íntimas, porque en el Kick Boxing no se utilizan ni codos ni rodillas.




2Kárate

Si lo tuyo son los golpes secos, el kárate es el deporte que deberías practicar. Se utilizan los codos, los pies y las manos. Su origen reside en Japón, mediante la combinación de diferentes técnicas del boxeo chino (kempo).

3Jiu-Jitsu Brasileño

Este tipo de lucha se basa en intentar luxar o asfixiar las articulaciones de la otra persona. No se golpea en ningún momento, solo se utilizan llaves. El ladrón quizás agradece no tener un moratón al día siguiente.

4Boxeo

Practicar boxeo es un buen índice para ganar una pelea callejera. En este deporte, practicado en un cuadrilátero, no se pueden utilizar las patadas, rodillas… Solo se pueden utilizar los puños. Con un buen golpe, puedes dejar KO a la otra persona en un segundo.


5Krav Magá

Lo utilizan las defensas israelíes. Es una de las más famosas del mundo, porque incluye una mezcla variada de diferentes técnicas no demasiado usuales como: mordiscos, cabezazos… Se basa en la rapidez de los movimientos con armas comunes y que no son difíciles de utilizar.

6Kempo

Es un estilo de lucha que se centra muchísimo en la defensa personal, el cual enseña, sobre todo, a cómo defenderte tras algún ataque con armas o cuerpo a cuerpo. En las clases en las que se imparten Kempo, los golpes sólo se marcan y solo se usan armas no reales.

Al fin y al cabo, en lo que se refiere a las artes marciales y los deportes de contacto, no hay alguna que sea mejor o peor. La diferencia, aparte del estilo de técnicas que se utilizan, es quién las utiliza y cómo las utiliza con sus habilidades. Al complementarse con otros estilos, puedes volverte imparable.

¿Qué tipo de arte marcial habéis practicado? En todo caso, si no habéis practicado ninguna ¿cuál os gustaría practicar? Recordad que hay muchos tipos de artes marciales, pero estas son en principio las más útiles en defensa personal.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.





Fuente: Guioteca