¿Quién quiere ser millonario? Pero la pregunta ideal sería ¿Y quién no? El famoso concurso de la televisión está de vuelta, pero esta vez no lo presentará el mítico Carlos Sobera, con su particular levantamiento de ceja. Esta vez lo presenta Juanra Bonet, famoso por ¡Boom! y La Voz Kids.

Los más jóvenes quizás no saben de qué se trata este famoso concurso. Está basado en el formato de preguntas y respuestas. Consta de 15 preguntas, cada pregunta acertada equivale a un cierto valor económico hasta llegar al millón de euros. Las preguntas tienen cuatro opciones y una es la correcta. Sin embargo, cada vez que aciertas una pregunta, el nivel de dificultad aumenta.

Es complicado acertar las quince preguntas sin fallar, por lo tanto, el programa nos da como ayuda tres comodines: el comodín del público, el comodín de la llamada (ahora, este comodín, consiste en llamar a un familiar que debe estar en el plató) y el comodín del 50% (consiste en descartar dos respuestas y sólo elegir entre dos, en vez de cuatro).

Ahora que ya os hemos puesto en contexto, solo hace falta disfrutar del programa. Este miércoles se emitió el primer programa de la tercera entrega del programa. La emisión tuvo muy buena acogida obteniendo muy buenos datos, siendo la más vista en la franja horaria emitida, el querido prime time. 

El programa emitido por Antena 3 alcanzó un 17% de cuota de pantalla y 2.059.000 espectadores. Asimismo, en un momento de la noche se consiguieron 4,8 millones de personas, un éxito total. Tan buenos fueron los datos que desbancó a la competencia, Telecinco. Su directo competidor perdió 1,3 puntos comparando con la anterior semana. Consiguió un 15,4% de share y 2.076.000 millones de seguidores.

En el primer programa invitaron a tres grandes concursantes que dejaron el nivel muy alto; Enrique ChicoteJavier Miralles y Marta Sierra.



El único español que consiguió hacer historia y llevarse el máximo premio fue Enrique Chicote. Eso fue hace 20 años y el programa se emitía, en aquel entonces, en Telecinco. El premio final era de 50 millones de pesetas, que serían equivalentes a unos 300 mil euros. Esta gran hazaña es muy recordada, ya que en la última pregunta, iba tan sobrado, que decidió llamar a su mujer para decirle que iba a ganar y que no se preocupase. Dicho y hecho, siempre nos acordaremos de que la copra se obtiene del coco.

Podéis verlo ganar el premio en el siguiente vídeo:

Chicote volvió a aparecer en el programa para poder llevarse, esta vez, el millón de euros. Aunque, esta vez, no consiguió pasar de los 15 mil euros, que no está nada mal. Por otro lado, Chicote habló sobre como le cambió la vida a partir del premio que ganó en el año 2000.

“La cuestión de la vivienda me la solucionó bastante”

El concursante fue salvando varias preguntas y se guardó comodines para preguntas más difíciles. Eso, le pasó factura. Finalmente, cayó eliminado en una pregunta en la que le pedían de qué color era la mandrágora. Chicote dijo que era negra, pero muy a su pesar, era anaranjada.

¿Os gusta la vuelta de quién quiere ser millonario? Esperemos que Juanra tenga tantos éxitos que nuestro querido Carlos Sobera.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.

Fuente: Huffington Post