Hay días en los que sería mejor no haberse levantado de la cama y especialmente en estas fechas donde entre comidas familiares y reencuentros, todos compramos boletos para una lotería que terminará muy mal.

A continuación os mostramos imágenes de personas a la que Papá Noel les ha traído mucha mala suerte para este año nuevo.



La indirecta

Los regalos de Navidad de esta persona nos hacen intuir que no se ducha demasiado. Aunque puede que, por mal que huela, tanto desodorante sea excesivo.

Oh La La

Este buen (y caro) vino francés no llegó a la garganta de ningún comensal y el único afortunado en probarlo fue el suelo de la cocina.

Año nuevo, coche nuevo

Estrenar coche la noche de año nuevo no suele ser buena idea.




Pidió ventanilla

Por lo menos el avión no se estrelló (aunque un viaje sin ventanilla es algo realmente duro)




Abrió su regalo con un bolígrafo

Ahora tiene el libro prácticamente subrayado.

Adiós mesa de reuniones

O el cristal ecplotó por algún motivo o la cena de empresa se les fue de las manos.

Más duro que el Ice Bucket Challenge



Imagínate estar durmiendo y que la bolsa de agua caliente se rompa. Drama.

El monumento Washington

El semáforo se llevó todo el protagonismo

Por los pelos

Si no se cayó significa que tanta mala suerte no tuvo.

Un perro y la Switch




Un mala combinación de regalos. El cachorro no tardó nada en morder el mando como si no hubiese mañana.


A vosotros, ¿Qué es lo peor que os ha pasado esta Navidad? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).




Fuentes: difundir