Desde que nacemos, nuestros padres, abuelos y allegados nos explican cómo es el mundo. Qué cosas están bien, que están mal, qué podemos hacer, que no podemos hacer… Y un sinfín de reglas y teorías. Pero hay muchas creencias que se explican de generación en generación y que damos por válidas sin informarnos bien. Son teorías que se dan por verdaderas, y cómo la mayoría de gente también lo cree así, nadie se plantea que sean totalmente falsas. Muchas de estas creencias que mantenemos hoy en día están llenas de errores y malentendidos. Esto pasa mucho, ya que como ser humano imperfecto nos acostumbramos a creer en la primera versión que nos dan o escuchamos.

Hoy os traemos una lista de estas falsas creencias las cuales llevan mucho tiempo siendo parte de nuestros esquemas mentales. ¿Preparados para conocer la verdad y toda la verdad? A continuación:

Las vacunas no causan Trastorno del Espectro Autista

Esta premisa fue dada por el médico británico Andrew Wakefield que afirmó esta conexión entre las vacunas y el trastorno del Espectro Autista. Finalmente, se demostró que la investigación fue manipulada.

La autolesión como forma de llamar la atención

Muchas personas que se autolesionan son muy conscientes de las heridas y lo que hacen es ocultar su comportamiento a los demás, normalmente, no lo exponen. Sienten tanta vergüenza por ser descubiertos que normalmente intentan ocultarlo con estrategias muy estudiadas.

Las esculturas griegas no eran blancas

El color blanco es como se ven ahora, pero originalmente eran pintadas con colores vivos. A causa del paso del tiempo, esta pintura se ha ido desgastando hasta llegar a este color blanco.

Esperar 24h antes de denunciar la desaparición de alguien

En los casos de violencia o de una ausencia inusual, la policía americana recomienda denunciar de inmediato y no esperar 24h.





No hay ningún macho “Alfa” en una manada de lobos

En la naturaleza, las manadas de lobos operan más como familias humanas: no hay un rango, más bien, los padres cuidan de los pequeños hasta que estos formen sus familias. Los lobos más jóvenes no derrocan a un macho “alfa” para convertirse en el nuevo líder.

Albert Einstein no aprobó las clases de matemáticas

Él decía que se le daban bien las matemáticas, sin embargo, Einstein falló en su primer examen de ingreso a la Escuela Politécnica Federal Suiza en 1895. Aún así, consiguió aprobar en la segunda oportunidad.

Los peces dorado no tienen memorias cortas

La creencia de que los peces tienen memoria de segundos, es totalmente falsa. La verdad es que estos peces tienen memoria, incluso llegando a tener hasta un par de meses de duración.

Napoleón Bonaparte no fue tan bajo como se piensa

En realidad era un poco más alto que la media en aquel entonces. Después de su muerte, calcularon que la altura de este francés fue de 1,70 m.

El acné es causado por la genética

Siempre se ha escuchado que el acné era causado por mala higiene, comer alimentos grasos u otros malos hábitos personales. Aunque estos puedan afectar, en el caso del acné se debería básicamente a la genética.

Thomas Edison no inventó la bombilla

Pero sí que desarrolló la primera bombilla práctica en 1880.

La fruta prohibida no es una manzana

Esta creencia está muy extendida, pero realmente los textos hebreos solo mencionan árboles y frutos.

¿Has flipado con estas creencias erróneas? ¿Conoces a algún amigo que también creen en alguna de estas creencias? Cuéntanoslo todo en los comentarios.



Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Difundir.

SIGUE NUESTRO CANAL DE YOUTUBE YO CONTROLO 🎥