Hay profesiones que dan más rienda suelta a la creatividad y a la imaginación. Trabajos con los que puedes imaginar, crear y divertirte a la hora de desarrollar tu profesión. En esta categoría podríamos incluir a los estilistas o peluqueros, esos que se dedican a crear una imagen de ti mismo para que la enseñes al mundo entero. Pero, depositar toda tu confianza a esas personas puede ser peligroso, ya que hay estilistas que no tienen tan buen gusto como deberían de tener. Hacer eso, te puede fastidiar bastante la vida ya que el profesional puede dejarse llevar y convertirte en el hazme reír de todos tus vecinos y amigos. Pero eso no es lo peor, hay gente que confía ciegamente en sus estilistas, estos les desgracian el pelo, y en lugar de ir a otro para arreglarlo, lo lucen sin ningún tipo de problema.

Hoy os enseñaremos algunos de estos estilismos que desgraciaron la vida a más de una persona. Sus vidas quedaron truncadas y sin duda dejaron huella en sus corazones. ¿Queréis ver esos estropicios tan espeluznantes? A continuación:

1El corte más barroco

A este hombre le gusta mucho tocar su violín, y quería que su estilismo acompañara a su instrumento. Pues bien, lo consiguió.

2Ella quería ser diferente

Este estilismo es difícil de digerir, aun así, a ella se la ve contenta. A no ser que al llegar a casa se pusiera a chillar como una desesperada…

3Si no hay pelo, se pinta

Ni inserciones ni nada, a pintar se ha dicho. Un poco de pintura por aquí y un poco de pintura por allá… Quedarás igualito a Elvis Presley.




4La raya más marcada

Le gusta que se vea la raya del medio, pero no le basta con la raya natural, sino que quiere que se vea bien grande.




5El peor pelo para una boda

Este hombre se hizo una brocha de maquillaje en el pelo. Era por si tenía que retocar a la novia durante el banquete… Qué majo el novio…

6Medio rapado, medio largo

Hay quien les gusta hacer las cosas a medias. Como a esta chica, que quiso la mitad de pelo largo y la otra rapada.

7El samurai más realista




Solo le queda ser japonés. A este tío le apasiona el mundo de los samurais, y es por eso que se hizo el pelo así.

8El flequillo más intimidante

Fijaos en el flequillo, es hipnotizante. No solo eso, sino que encima se hace la permanente sólo en el flequillo.

9¿Real o fake?

Nosotros apostamos que es fake, que es una auténtica peluca. El material es parecido al que utilizan para hacer pelotas de tenis.

10Cautivador




El pelo tiene tela, pero la cara de resaca no se la quita nadie…

11Se le fue la mano al peluquero

Al peluquero se le fue la mano e hizo este desastre… ¿o fue intencionado? A lo mejor tiene cuentas pendientes…

¿Has flipado con estos estilismos? ¿Conoces a algún amigo que también haya sufrido el estropicio de algún peluquero? Cuéntanoslo todo en los comentarios.




Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).




Fuente: Difundir.