El mundo está lleno de cosas bellas… y de otras no tan bellas. Lo cierto es que, cuando se habla en estos términos, la cosa es relativa… pero, en términos generales, sí que podemos llegar a la conclusión de que hay un cierto consenso. La mayoría de nosotros, cuando ve algo horrible, lo identifica al momento; lo que son las cosas bonitas… ahí ya podríamos discutirlo. Pero hoy vamos a llevar este debate al límite.

Para ello, os hemos traído una lista de productos que, al verlos, vuestra cabeza puede que explote… ¿Horribles? ¿Maravillas del diseño? Juzgadlo vosotros mismos:

1La manía con el tema de los tejanos está llegando demasiado lejos…

Ya, de por sí, lo de comprarse un bañador es complicado… pero lo cierto es que, con estos diseños, nos lo ponen bastante difícil.

2La solución… ¿perfecta?

Esta puede ser una forma de que, cada vez que escribas con tus uñas largas, no parece que estés taladrando la pared.

3¿Te gustan los dobladillos?

A este pantalón no le caben más… por lo que, si te gustan, ya puedes comprarlo.

4¿Sufres mucho de frío?

Este puede ser tu jersey de lana definitivo.





5La tetera multiusos

Te sirve para hacer el té de las cinco y para defenderte si viene un sicario a tu casa.

6Tacones para conquistar el mundo del rock

Si eres un gran aficionado a grupos como AC/DC o Guns’n’Roses… aquí tienes tu complemento perfecto (para todos aquellos que quieran llevar tacones, claro).

7El mar, en tus manos

Si te comes mucho las uñas y eres un apasionado a los moluscos… esta puede ser una gran elección.

8Bebidas espirituosas





Esta es una buena forma de beber y dar mucha grima; ideal si quieres que no se te acerque nadie en la discoteca.

9Una amante de la pizza

Por suerte, le gustaba más la pizza que el chocolate… el acabado podía haber sido muy diferente.

10Cuando te pasas unas cuantas tallas…

Pero eres lo suficientemente inteligente como para saber reciclarlas.

11Puede que parezca una moto horrible…

Pero la verdad es que yo también la quiero… por lo general, este tipo de motos son muy sosas y esta tiene algo más de vidilla.

12Creo que me quedo de pie…



¿Cómo tienes que verte sentado ahí de espaldas?

A vosotros, ¿qué os han parecido estos objetos? ¿Os compraríais alguno? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Bemethis.