Comer es uno de los mayores placeres que podemos tener en la vida. No nos vamos a engañar: hacer deporte está bien, pero meterse un croissant de chocolate en la boca… no hay nada que se compare a eso. Pero esta es un arma de doble filo: si piensas que te estás a punto de comer un donut y, al final no puedes hacerlo, la frustración que te surge en ese momento puede llevarte a la locura. Eso es lo que nos ha pasado con las imágenes de hoy:

1¿Sabes aquello que dicen que comer mucho chocolate puede ‘tirarte’ los dientes?

Pues, si muerdes estas bolas de billar, también los acabarás perdiendo todos.

2Siempre que vas al cine…

Pero no te hagas ilusiones: esto no son palomitas de maíz… ni intentes comértelas. Fíjate bien en la imagen.

3¿Te gustan los huevos fritos?

Puede que a esta medusa tóxica con forma de huevo frito también, pero ni intentes comértela (y, si lo haces, al menos grábalo: te harás famoso después de muerto).

4Los pies calentitos

Tener los pies metidos en unas barras de pan recién hechas es una buena forma de conseguirlo.

5La carne, siempre al punto




Esta placa de aluminio también (aunque ya te avisamos de que no es tan tierna, la verdad).

6Casi le pega un mordisco

Pero no es más que una vela, que huele muy bien, pero un vela, al fin y al cabo.

7El kiwi con patas

El pequeño Pelusitas ha hecho que me suene el estómago del hambre… siempre me pasa lo mismo.




8Un pan muy tierno

Es solo una roca con un trozo cortado, pero yo ya puedo notar el olor a leña.

9¿Te gustan los espaguetis?

Pues no te hagas ilusiones: se trata de una bandeja llena de gomas de pollo.

10Con esto puedes hacer dos cosas:

Limpiar la calle de tu barrio… o intentar hervirlo como si fuesen espaguetis crudos. Te recomendamos la primera opción.




11Mejor no les pegues un mordisco

Lo que es una bonita estampa puede convertirse en la imagen más horrible que verás este año.

12Una pared deliciosa

Donde tú ves un montón de ladrillos, yo lo que veo es un mucha carne muy, pero que jugosa.




A vosotros, ¿qué os han parecido estas imágenes? ¿No os ha entrado mucha hambre? Dejádnoslo en los comentarios. 




Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: La Guía del Varón.