Nuestra vida está llena de cosas completamente inservibles… y no, no nos referimos a esa colección de cromos a la que tanto tiempo le dedicaste, y en la que te falta un solo jugador. Nos referimos a esa ropa usada que ya no te pondrás nunca más o a esos neumáticos pinchados que ya no sirven más que para acumular polvo. ¿Cómo podemos sacarles partido? Aquí os dejamos unas cuantas opciones.

1El espantapájaros

Si te sobra un poco de ropa y quieres mantener a los pájaros lejos de tu huerto, esta es una gran opción para subsanar esa situación.

2Reaprovechar los neumáticos

Desperdiciar el caucho es una de las principales formas de contaminar la naturaleza… darles esta salida, puede ser una gran opción.

3¿Ya no sirve ni para regar las plantas?

No te preocupes; siempre puedes utilizarlo para decorar tu jardín.

4No tires tus pantalones

El tejano es un buen material para hacer esta especie de macetas diabólicas. Pruébalo, no te arrepentirás.

5Reutilizando los neumáticos





Teniendo en cuenta lo contaminantes que son, cualquier segunda vida que se les pueda dar es buena.

6El carrito del supermercado

Y te ahorrarás ir de compras a por un sillón.

7La segunda vida de los bolsillos

Si tienes un montón de tejanos rotos que ya no te sirven para nada… ¡No los tires! Con un poco de dedicación puedes tener algo de lo más útil (¿alguien sabe cómo se llaman esta cosas?).

8Volvemos con el tema de los neumáticos

Si quieres montarte un puestecito de lo más guay en tu jardín, no tienes más que pasarte por el desguace de tu ciudad.





9Que no falten macetas

Guarda todos los zapatos que te sobren por casa (en especial si son impermeables o de plástico). Con un poco de imaginación, mira lo que puedes hacer.

10¿Quién ha dicho que el plástico es malo para la naturaleza?

Teniendo en cuenta la cantidad brutal de plásticos que tiramos a la naturaleza, aprovecharlos para hacer crecer a la propia naturaleza, puede ser una gran idea.

11Reaprovechar los bidones

Nada de lanzarlos al vertedero de la ciudad; con un poco de (bastante) dedicación, podéis conseguir unos muebles de lo más bonitos y prácticos.

12La nevera reconvertida

Dejó de funcionar y consiguieron convertirla en un mueble genial para la televisión.

13Los CDs que no funcionan



¿Quieres hacerte un fénix muy chulo? Búscate unas tijeras y todos los CDs que te sobren por casa.

14La turbina de avión

¿Te sobra una turbina de uno de los aviones de tu flota privada? Pues siempre puedes reaprovecharla y hacerte una ‘pequeña’ barbacoa como esta.

15Un lavabo muy hipster

Así puedes reutilizar la vieja bicicleta de tu padre.

A vosotros, ¿qué os han parecido estos trucos? ¿probaréis alguno vosotros? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Bemethis.