Como bien ya sabréis, en esta página somos unos grandes aficionados a las cejas (no nos referimos al instagramer, que también, sino al área pelosa situada unos dos centímetros por encima de nuestros ojos). Nos gustan de todas las formas: abundantes, finas, con mucha fantasía por encima… Cuanto más alocadas, mejor para nosotros.

Ya os hemos hablado en anteriores ocasiones de muchos tipos de cejas. Que si tatuadas, que si maquilladas, que si cortadas de forma random… y esto es algo que, probablemente, nunca pararemos de hacer (así somos y así seguiremos).

Hoy, para homenajearnos a nosotros mismos, os hemos traído la que puede ser la nueva tendencia en cejas. Para que os hagáis una idea: yo, ahora mismo, ya me las estoy haciendo… tal cual, mientras estoy escribiendo esto, ya me las están depilando.

La cosa es que las redes sociales han hecho que el mundo del maquillaje adquiera una importancia que, hasta hace poco, no tenía. Los canales de maquillaje están en pleno auge y la tendencia, por lo que se puede ver, sigue siendo al alza. Solo hace falta que os deis una vuelta por Instagram para que lo podáis comprobar con vuestros propios ojos.

Celebridades como cara Delevigne o Lily Collins no han hecho más que reforzar una tendencia que ya empezó Audrey Hepburn en los años cincuenta. Antes, la moda eran las cejas ultra-finas… ahora, si hay más pelo, hay más alegría. Y es que, precisamente de eso, va la nueva moda que os traemos hoy.

Darle volumen a nuestras cejas es importante y el maquillaje es una buena forma de hacerlo… sobre todo si quieres que sean coloridas. Si ese es el resultado que quieres conseguir, nosotros te recomendamos el ‘Eyebrow Carving’ (esculpir las cejas).

El concepto es bastante simple: hay que decorar las cejas utilizando sombras y lápiz de ojos como si se tratase de nuestros párpados. El efecto final, aunque pueda parecer extraño, es de lo más original.




Como casi todas las tendencias de cejas, esta se inició en los Estados Unidos. Fue la artista Alexa Link la encargada de popularizarlas y, ahora, ya ha superado los 50 mil seguidores en Instagram gracias a ellas.

El efecto es bastante particular y no se puede negar que, si quieres llamar la atención, esta es, sin duda, una buena opción. La tendencia de las cejas de dragón o las emplumadas también están en pleno auge… pero esas ya las dejamos para personas más arriesgadas y atrevidas.

A vosotros, ¿qué os han parecido estas cejas? ¿Os la haríais? Dejádnoslo en los comentarios. 




Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Cuatro.