El clásico de los clásicos: proponerse en año nuevo el tomarse en serio (pero de verdad) eso de ir al gimnasio. Llevar bien la rutina, ponerse al día de los ejercicios que mejor le vienen a uno, pasarse a una dieta considerablemente más insípida que a la que estamos acostumbrados, y si nos flipamos un poco más, empezar a mirarnos movidas de batidos de proteínas que como mucho aguantaremos un mes.

Pero no todo el mundo lleva estas cosas igual de mal que yo (y que tú, probablemente. No te ofendas, es cuestión de estadística), y es que hay quienes sí que son capaces de tomarse en serio a ellos mismos (en realidad todos lo somos, pero depende de las ganas que le echemos).

Hoy vamos a contarte uno de estos casos, probablemente de parte de alguien que ha resultado ser bastante inesperado, ni más ni menos que Javier Calvo, uno de «Los Javis» la pareja de artistas del cine que está más de moda en nuestro país.

Y es que Javi se lo ha currado a base de bien, y como resultado se ha hecho con uno de los torsos más envidiados de Instagram.

El Boom de la mejor pareja que hemos visto desde Andy y Lucas y Tip y Coll, llegó gracias a la edición de Operación Triunfo de hace ya dos años, y l¡Los Javis han sabido aprovechar tan bien el tirón que aun les cunde.

Sus clases de interpretación encantaron tanto a sus alumnos como al público, convirtiéndose en una de las partes más apreciadas del programa, y luego se terminaron de coronar con su serie para la plataforma de Netflix, Paquita Salas.

Pero trabajar para vivir, no es lo mismo que vivir para trabajar, ya que hay muchas más capas en el día a día de los directores. Concretamente, el último descubrimiento ha sido el culto al cuerpo de Calvo, que ha dejado más que claro que se preocupa por su forma física, tanto por la estética como por la salud.

Y es que como se suele decir, uno siempre tiene tiempo para lo que quiere. Por lo que si este hombre, con lo apretada que tiene su agenda se ha conseguido hacer el hueco, ya estás tardando tú en soltar el móvil y salir a correr.

Aun así, él mismo ha aclarado que su avance no ha sido tan rápido como él esperaba, pues como todo hijo de vecino ha descuidado su entrenamiento durante las vacaciones.




La cuestión es que aun así la diferencia es visible, especialmente si comparamos con cómo se veía hace ya un año, cuando compartía una imagen en la que se quejaba de ser incapaz de coger un tono moreno de piel en vacaciones.

Pero ¿Cómo se ve Javi a día de hoy? Pues bien, él mismo se ha dedicado a resolver esta duda con una de sus últimas publicaciones, en la que se puede intuir que una parte de su entrenamiento consiste en practicar boxeo.

¿Qué te ha parecido este artículo? ¿Tú también has conseguido ponerte en forma este año? ¿Qué le aconsejarías a alguien que quisiera hacerlo también? Cuéntanos tu opinión en los comentarios de Facebook e Instagram.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: mujer hoy