Cada día es una aventura: se aprende algo nuevo, conoces a gente nueva, o puedes probar algo que no te habías atrevido hasta ese momento. Nunca sabes qué será lo que te va a deparar tu día… hasta que sea demasiado tarde.

Pero si esta no es una de las mejores «gracias» que te da la vida, ¿qué lo será?

Como sabemos que tal vez, durante los días laborales tu semana puede convertirse en algo un poco monótono, hemos decidido mostrarte cosas igualmente increíbles y que no esperabas ver, aunque nos leas desde el metro o el baño. ¡Siempre hay un hueco para lo increíble!

1¡Que te lleva la grúa!

Es algo así como El Coco para los adultos, aunque con esta foto me imagino más bien como un efecto bola de nieve, pero en coches.

2La forma del agua.

Sinceramente, así me parece mucho, mucho más interesante… ¿no es así?

3Sí, son 4 arco iris al mismo tiempo.

OH MY GOSH, ITS A DOUBLE RAINBOW, I CAN NOT BELIEVE IT. (Si no pillas la referencia: https://www.youtube.com/results?search_query=double+rainbow+meme sírvete)

4No, no son las vías de un tren estúpidamente flexible

Solo son las vías de un ferrocarril después de un terremoto en Nueva Zelanda.

5El rey de las setas.

O la mansión modernista de David El Gnomo.

6Pista: lo que ves en la foto no es un campo nevado.

De hecho, solo tienes que fijarte en el campo de atrás y en los árboles para ver que no es así. Lo que ves en la imagen son muchas, muchas… muchísimas telas de araña. ¡Están de temporada!

7La vida siempre sabe cómo hacerse un hueco.

Este maravilloso árbol consiguió sobrevivir a los cambios de su entorno.





8¡Menuda sombra!

No, no es un plano sacado de una película de ciencia ficción, es la sombra de la luna durante un eclipse.

9¡Abrazo de oso!

En momentos como este parece que sea el mejor trabajo del mundo, pero no te confundas… cagan muchísimo, y adivina quién lo limpia también.

10La morriña.

Se siente igual que tú cuando ves fotografías de la casa en la que vivías siendo niño.

11Ruedas de nieve.

¿Y el resto del coche?

12Para presumir hay que sufrir…

Concretamente, esta chica sufrió a base de coser un total de 6.000 hojas para su vestido.

13Y luego tú te quejas del frío.

Eso son un montón de cristales de hielo en el océano. Ahora dí que quieres playa, majo.

14Siempre hay un pez más grande… o cocodrilo.

Sin duda una gran lección, y fácil de aprender.





¿Qué te ha parecido el artículo? ¿Qué es lo más increíble que has visto hoy? Cuéntanoslo todo en los comentarios de Facebook e Instagram.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Difundir