Actualmente, todos sabemos que el planeta se está yendo al carajo. Multitud de plástico está recorriendo nuestros mares y los peces cada vez más se están componiendo de átomos de plástico. A su vez, al comernos nosotros estos peces, los humanos también nos estamos convirtiendo en plástico. Pero algunas personas han decidido ponerle remedio y lo que hacen es reciclar: ponen una bolsa para cada envase y luego es tan fácil como depositarlo en el contenedor adecuado. ¿No es tan difícil, verdad?. Pues bien, estas personas, aparte de ser conscientes de la vulnerabilidad que estamos viviendo, también son personas creativas a las que les encanta idear cosas nuevas.

Lo último que han hecho es darles una segunda oportunidad a objetos que estaban destinados a ser depositados en su contenedor. ¿Queréis ver cómo son estas segundas partes que sí fueron buenas? A continuación:

1El piano jubilado en estantería

Sin duda es una idea ingeniosa y divertida. Ahora, es importante no apretar ninguna nota, sino hay riesgo de tirar algún libro al suelo…

2La botella de tequila como jabonera

Esta botella antes era cañera, ya que lo que contenía era puto tequila; ahora, la han convertido en un dispensador de jabón.

3Las cintas de VHS recicladas

Estas cintas ahora se han convertido en las casitas de unos pajaritos. Sin duda es un buen uso de estas cintas que actualmente sirven de poco.

4Pisos hechos de contenedores de carga

Cuando los contenedores de carga que llevan los barcos se jubilan, estos son usados para hacer casas, aunque dudamos de la calidad de estas viviendas…

5Los reyes más modernos

Estos reyes se han dejado de gastar dinero en papel para los regalos, y han juntado todos los papelitos de las salsas de Taco Bell para envolver los juguetes.

6La descomposición de una guitarra

A este hombre le han fascinado las guitarras desde pequeño, y actualmente, como ya tiene bastantes, ha sacrificado una que estaba muy vieja para hacerse una lampara de lo más luminosa.

7La barra menos agradable para los fóbicos

Esta barra de bar en realidad es un ala de avión. Sin duda los que tienen fobia a los aviones no querrán ni asomarse a ese bar.

8Las vías más servibles

En este restaurante han reciclado las vías del tren antiguas para hacer una barandilla. Sin duda una buena opción gracias a esta maquinaria.

9La cabina ahora biblioteca

Esta cabina es una biblioteca pública del pueblo. Sin duda es de pueblo, porque esto en una ciudad no dura ni dos días.

10La cabina cafetería

Esta en lugar de ser una biblioteca, ahora es una mini cafetería… Lo único malo es que no hay camarero, es totalmente self service.

11El buzón microondas

De repente sirve para dejar las cartas, y luego para calentar el café… Es pluriempleado.

12La barra más deslizante

Esta barra anteriormente era una pista de bolos. Sin duda tiene que ser perfecta para servir una copa al final de ésta.

¿Has flipado con estos objetos reciclados? ¿Tu también tienes ideas así de creativas? Cuéntanoslo todo en los comentarios.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Difundir.