Hoy en día, las redes sociales lo son todo. Se trata de un mundo digital que, en los últimos años, se ha apoderado de nuestras vidas. ¿De verdad sois capaces de encontrar a alguien que no tenga un perfil en Facebook o Instagram? ¿Que no escuche música en Spotify o en Youtube? Lo cierto es que esta es una empresa casi imposible.

Somos víctimas de las redes sociales… y los protagonistas de nuestras historias de hoy son la prueba de ello:

1Han pasado 15 minutos…

El resto de la oficina está esperando para poder desayunar. Yo ya las habría mandado al carajo.

2¿Se puede ser más desagradable?

¿De verdad no le podían pedir a alguien que estuviese por ahí que les hiciese la foto?

3Le han salido baratas las vacaciones

De hecho, este es un truco bastante bueno si lo que queréis es engañar a todos vuestros seguidores.

4Jugarse la vida

Aquí, como podréis ver, este señor está dispuesto a morir de forma agónica con tal de sacarse una buena foto para el Instagram.

5El Elvis chino

Dejando de lado que la situación es completamente ridícula, a nosotros nos fascina esta versión asiática del ‘Rey del Rock’.

6¿Para qué prestar atención en clase…

… si puedo pasármela entera sacándome fotos con la cámara delantera del portátil?

7A la mierda el plato

Lo importante es conseguir cuantos más likes mejor.

8Ojalá se deshidrate

Lo peor es que lo está haciendo en un colegio… ¿no sabe lo mucho que les gusta a los adolescentes tomar el pelo a todo el mundo?

9Lo menos importante es comer

Lo principal es sacar fotos para las próximas dos semanas.

10En la duras…

Y en las maduras. Todavía están cumpliendo condena, pero esa foto no se la quita nadie.

11El pagafantas

Esa fue su tarde más alegre y, a la vez triste, de su vida.

12Fijaos en el fondo

Ser madre para esto…

13Delatarse a sí mismo

Esto es lo que pasa cuando no eres consciente de la física que te rodea. Menuda pillada.

A vosotros, ¿qué os han parecido estas situaciones? ¿Alguna vez habéis hecho algo así para ‘salir bien’ en una foto? Dejádnoslo ne los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Brightside.