Esta está siendo una semana muy intensa en First Dates. El pasado martes teníamos un ‘Especial segundas oportunidades’ y, como siempre que se hace este formato, la cosa no decepcionó en absoluto (a nosotros como espectadores, porque casi ninguno de los aspirantes se salió con la suya).

Pues ese especial nos dio tantas y tantas citas memorables… que no podemos dejar pasar ninguna. ¿Recordáis que también os trajimos la que había sido ‘la cita más caliente’? Pues puede que estemos ante una firme competidora. Estos dos empezaron con bastantes titubeos y dudas. En algún punto, parecía que todo se iba a ir al garete… pero hubo muchos giros inesperados que no os podéis perder y que lo cambiaron todo.

Jaime ya había estado en el programa anteriormente. Cuando le dijo que ‘no’ a su cita, soltó una frase que le haría foco de críticas: «si estuviera en un incendio y él tuviera una botella de agua, se la bebería»… él mismo fue consciente de que lo macharon por la dureza del comentario y ahora venía con dos misiones: encontrar a su media naranja y demostrar que era todo un caballero.

Judith, una maquilladora valenciana de 20 años sería la encargada de ‘soportar’ este nuevo posible desastre… ¿acabaría todo mejor que la última vez? En cualquier caso, las cartas ya estaban echadas.

La cita empezó bastante bien aunque ambos se estaban soltando algunos ‘zascas’. A ella le gustó mucho que él tuviese ‘acento almeriense’ y él no dudó en pedirle que se levantase para verle bien el vestido. Ella lo hizo y hasta le enseñó su ‘tatuaje secreto’.

No era necesario ser demasiado observadores para darse cuenta de que se la estaba comiendo con la mirada. De hecho, después recuperó su mítica frase de la botella, pero en esta ocasión para añadir: «si estoy con ella en un incendio, me quemo con ella».

La cosa no paró de ir a más y pasaron por un baile de reggaeton tremendamente sensual, hasta un cita en ‘el privado’ en la que pudieron darse lo que nosotros hemos querido bautizar como un ‘beso de película’… pero esto es mejor que lo veáis por vuestra propia cuenta.

A vosotros, ¿qué os ha parecido esta cita? ¿Os parece realmente un ‘beso de película’? Dejádnoslo en los comentarios. 



Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).