El tiempo pasa, y ni espera ni perdona a nadie. Eso es algo que dependiendo de la edad que tengas, ya habrás aprendido o no.

Puede que aun seas realmente joven, pero también es bastante posible si nos estás leyendo, que hayan empezado a aparecer ciertas señales en tu vida que te intentan dar un mensaje que no podrás ignorar por muchos tiempo.

Te hacesyor.

Toca crecer, independizarse de verdad, pensar por ti mismo y vivir eternamente preocupado de que tu barco no se hunda por ninguna tontería. Porque sí, así es como va la cosa.

Los sueños no dejan de ser importante, sigues queriendo ser feliz, pero todo se reduce en planes a corto plazo para sobrevivir en el mundo en el que vives.

Por si tienes alguna duda sobre esto que te contamos, te hemos traído una galería de ilustraciones realizadas por la artista Alice Perkmini, sobre las primeras pistas que te deja caer la vida de que estás haciéndote bastanteyor.

1Tienes un supermercado favorito.

Disfrutas las salidas al supermercado como si fueran para comprarte un capricho, pero en realidad es porque en el fondo sabes que por ser el primer día de comida recién comprada tendrás la fruta y la verdura fresca, ades de los descuentos de turno. Todo su.

2No te gusta la música moderna.

Toda la música actual te suena igual o simplemente oyes ruído, no eres capaz de disfrutar de nada que haya salido desde las Spice Girls.

3Lo mismo te ocurre con el cine.

Te has convertido en un ante de clásicos, pero no es porque entiendas de cine, sino porque son las películas de tu época. Ouch.

4Tus fiestas son tranquilas.

De hecho te das cuenta de que has llegado a este punto cuando no te llan los vecinos para quejarse.

5No disfrutas igual el salir de fiesta.

Empiezas a tener sueño temprano y te agobias con que se te descuadren los horarios de sueño para después del fin de sena. No puedes evitar que te de pereza.

6Dejas de pillarle el ritmo a las modas.

No puedes dejar de alucinar con las tendencias de ropa yquillaje, especialmente con como van vistiendo las niñas, que acaban pareciendo yores que tú. (solo lo parecen)

7Puede empezar a dolerte cualquier cosa en cualquier momento.

Ya no estás para estos trotes… ni aunque el trote sea estar sentado frente al ordenador.

8No puedes relajarte.

Incluso si estás viendo una película (y sobretodo cine infantil) no paras de ver incoherencias y hacerte preguntas lógicas (como cuánto cuesta la casa de «solo en casa» o dónde están los adultos en Harry Potter cuando se les necesita).

9Tus amigas empiezan a tener bebés… a propósito.

Sí, hay quienes quieren hacer este tipo de cosas…

10Nadie tiene que obligarte a limpiar la casa.

Porque de hecho te está empezando a gustar.

¿Qué te ha parecido este artículo? ¿Ya te sientesyor? Cuéntanos tu opinión en los comentarios de Facebook e Instagram.

Si os ha gustado este artículo recordad que,s abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Brightside