El concurso más difícil y complejo de Internet está de vuelta. Como cada semana, hoy os traemos un nuevo reto para poner a prueba vuestro intelecto.

Nuestra intención es la de exprimir al máximo vuestras capacidades mentales y llevaros a un límite tal, que ya nada pueda volver a ser igual.




A menudo nuestra inteligencia no viene determinada por nuestra memoria (o no solo por esta), sino por nuestra capacidad de tomar las decisiones correctas.En el Cabroquiz de esta semana os planteábamos una situación límite ante la cual teníais tres posibles salidas y, de ellas, había una que era claramente una mejor opción.




Puede que no sepáis cuál es la respuesta correcta o que, simplemente, hayáis entrado aquí para comprobar si, efectivamente, habíais acertado. En cualquier caso, a continuación repasamos de que trataba el quiz de esta semana.

Eres un buzo que se ha quedado atrapado en una cueva submarina y tienes 3 posibles salidas a elegir.

¿Cuál escogerías para salvarte?

1- Una ruta llena de serpientes muy venenosas


2- Un túnel que supura ácido corrosivo
de las paredes

3- Una vía con agua infectada de VIH

La ruta con serpientes venenosas puede ser una buena opción (especialmente si eres Frank de la Jungla) si piensas que, con suerte, su veneno no es letal, sin embargo son muchas, así que es muy posible que dicho sendero te lleve a la muerte.

El túnel con ácido corrosivo es claramente imposible ya que ningún humano podría sobrevivir ante tal situación.





Pero la vía con agua infectada de VIH (el virus del SIDA) tenía truco. Y es que, como muchos sabréis, está es una enfermedad venérea que no se transmite por el agua, sino que es de transmisión sexual y, en caso de estar en simple agua, el virus muere.

Con lo cual esta tercera opción es la correcta ya que, con vuestro traje de buzo, no os debería suponer ningún problema salir de ahí ya que el agua infectada con VIH es, simplemente, agua y no nos hará ningún daño.

A vosotrxs, ¿qué os ha parecido este Cabroquiz? ¿Lo habéis adivinado? ¿Os ha costado demasiado? ¿Creéis que tenía mucha trampa? Dadnos vuestra opinión en los comentarios de Facebook e Instagram. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).