Contrario a lo que se pueda creer, películas como Jurassic Park no nos han enseñado absolutamente nada sobre el mundo de los dinosaurios. ¿Qué sabemos realmente sobre esos gigantescos seres? Lo cierto es que, cuando veáis los datos que os traemos hoy, os daréis cuenta de que ese mundo no se limita solo a Tiranosaurus Rex liándolo por doquier.

1Helicoprion (boca de sierra)

Que los tiburones son animales muy antiguos lo sabemos todos. El ‘problema’ con este hallazgo es que no había antecedentes de un tiburón con este tipo de boca en forma de sierra mecánica.

Cuando se descubrió el fósil de este animal, extinto hace 220 millones de años, se pensaba que la sierra estaba situada en la nariz. Recientemente y tras descubrir nuevos ejemplares, se ha podido comprobar que estaba situada dentro de la boca.

2Platybelodon (diente de pala)

Este fósil podría ser la prueba de que, millones de años atrás, los elefantes tenían la boca fusionada con la trompa. Esta criatura medía lo mismo que un elefante gris actual y no utilizaba su mandíbula solo para comer, también era un método de defensa.

3Peregocetus pacificus, la ballena viajera de cuatro patas

Este fósil es la prueba de que los cetáceos evolucionaron de criaturas anfibias similares a las nutrias. Este espécimen ya extinto se encontró en Perú y fue la prueba definitiva de que, antes, las ballenas tenían patas (por simplificar mucho).

4Gerobatrachus hottoni, la “ranamandra”

Este fósil demuestra que, hace muchos millones de años, las ranas y las salamandras tuvieron un antepasado común. Teniendo en cuenta esto, el nombre de “ranamandra” no es demasiado original… pero qué le vamos a hacer.



5Odontochelys semitestacea, una tortuga con medio caparazón

Si ya resultaba complicado imaginarse a una tortuga sin caparazón, aquí os mostrarnos a una tortuga con SOLO la parte inferior del caparazón. Se trata de la tortuga más antigua descubierta hasta el momento y hay que añadir que, aparte de la ausencia de caparazón superior, también tenía dientes. Cosas de la naturaleza.

6Decennatherium rex, la jirafa más antigua

Esta es la jirafa más antigua descubierta hasta el momento. Lo más curioso, aparte de que el cuello es bastante más corto que el de una jirafa actual, es que tenía cuatro cuernos en la cabeza (dos más pequeños y dos más grandes). Puede que hayan llegado a convivir con los primeros humanos.

7Kayentatherium wellesi, un extraño híbrido

En la época en la que los dinosaurios dominaban el planeta, los mamíferos aún se estaban desarrollando y, por lo tanto, eran bastante más pequeños. Este fósil fue encontrado rodeado de 38 crías de igual tamaño… ¿se reproducían igual que los reptiles?

Era una especie de paso intermedio entre un mamífero y un reptil: ponían huevos en camadas muy numerosas y las crías tenían cráneos más pequeños que los mamíferos actuales.

8Tiktaalik, el pez con patas

¿Un pez con patas? Este fósil puede explicar cómo los peces salieron del agua para colonizar la Tierra. Era igual que un pez: branquias y escamas… solo que tenía también ‘algo’ de cocodrilo. Sus articulaciones tenían hombro, codo y hasta muñeca.

9Godzillus

¿Es una planta o un animal? ¿Es un individuo o una colonia? Nada de esto se ha podido confirmar todavía. Fue descubierto a principios de esta década y aún están estudiándolo. Aparenta tener muchas escamas, pero no huesos. Aquí lo curioso era el gran tamaño que tenía… muchos misterios y casi ninguna respuesta.

10Chilesaurus diegosuarezi, el Frankenstein Jurásico

Este fósil demostró que la naturaleza también sabe ser muy ‘juguetona’. Este dinosaurio era una ‘mezcla’ de varias especies. Tenía algo de Tiranosaurio Rex y Velociraptor, pero era herbívoro. Pero es que luego también tenía pico y dientes con forma de espátula… y, para rematar, unas piernas robustas impropias de un dinosaurio de este tipo. ¿A qué jugaba Dios?

A vosotros, ¿qué os han parecido estos fósiles? ¿Os han cambiado la forma en la que veíais a los dinosaurios? Dejádnoslo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).