Los arquitectos se dedican a proyectar, diseñar y dirigir la construcción y mantenimiento de los edificios, ciudades, espacios urbanos, etc. Su especialidad es hacer construcciones con un fin estético y social. Generar habitáculos para las personas y que estas, sobre todo, sean útiles. Tengan lo necesario para poder vivir y tener la máxima comodidad y confort.

Pero a veces, no siempre arquitectos, tienen algunos fallos de diseño. Estos errores, hacen que lo que tendría que ser algo cómodo de usar, se convierte en el infierno más caluroso de todos. ¿Cómo cuáles? Pues, por ejemplo, poner un interruptor de la luz al lado de una alarma de incendio. No hace falta decir que es lo que pasará, ¿verdad?

Pues bien, a continuación, os mostraremos una colección de las peores pifias del mundo. Si algún técnico está leyendo esto, por favor, decidnos cómo se podrían arreglar estos fallos tan graves de diseño.

1La mala obra del día

Poner un interruptor de la luz al lado de una alarma de incendios. El que haya hecho esto, es el demonio, sin duda.

2La puerta más segura del mundo

Solo te hace falta subir las escaleras para entrar. Adelante, ladrones.

3Pez normal de día, pez diabólico de noche

Qué padres más buenos tiene este niño, quieren que esté acompañado tooooda la noche.

4El mejor diseño

Este diseño estampado del baño ha ganado 4 premios mundiales y 10 nacionales. Una obra de arte.

5El tiempo es relativo

Fluye, da igual la hora.

6El baño más íntimo jamás visto

Ha habido un fallo de medidas.

7Qué elefante tan feliz

Pero… ¿La trompa no era parte de la boca?

8Eso es cruel

Letras en braille sobre piedrecitas

9Ups…

Falta un trozo, ¿no?

10Economizar el espacio

¿Cómo? Pues poniendo el baño en las escaleras.

11Mmmm… riquísimo

Comer sushi directo de la papelera.

12Cómo romperte los huesos

Pues con esta maravillosa escalera…

13La peor regla del mundo

Qué malo… le gusta que los alumnos suspendan los exámenes de matemáticas (Fijaos entre el 7,5 y el 8).

14Por un par de escalones…

“Y si… ¿Hacemos una rampita pequeñita en lugar de montar todo este tinglado?” “Pues no Jonny, qué dices”.

15Ganga, ganga…

Y ahora… ¡por solo 15 euros más que antes! ¡Aprovéchalo!

A vosotros, ¿qué os ha parecido estos fallos de construcción? ¿Será cuestión de atención o de inteligencia? Dejádnoslo en los comentarios.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).