Las redes sociales tienen muchas cosas buenas… pero una de ellas no es la transparencia. Internet y, para ser más exactos, Instagram, permiten una gran proximidad con tus seguidores… pero ello no implica que no puedas mentirles de forma descarada. Al final, es un acto de fe y, como haya alguna persona malintencionada con muchos seguidores, lo más probable es que nos la cuelen. Pero, ¿qué pasa si los pillan? Pues lo que os mostramos a continuación:

1En quiebra

Lissette Calveiro

Esta mujer, básicamente, se dedicaba a subir fotos desde lugares recónditos e impresionantes. Solo vestía ropa de marca e iba a restaurantes caros. Llevaba la vida de una persona muy acaudalada… pero lo cierto es que todo el dinero que tenía era por los préstamos que iba pidiendo. La deuda llegó a tal punto, que tuvo que declararse en quiebra.

2Fast and Furious

Elijah Oyefesso

Este hombre se había labrado una fama en las redes sociales en base a una falsa fama… hasta que alguien lo delató. La cosa es que esta persona le había prestado dinero a Elijah y este no se lo había devuelto. ¿Qué hizo Elijah? Pues arrollarlo con el coche. Acabó preso.

3Cuidados con sus cheques

Sean Kingston

Sean estrenó una canción de rap que se hizo bastante famosa… pero la fama, como tal, no le llegó nunca. Pasaba cheques sin fondo para comprar joyas que no podía pagarse, pero lo cierto es que su cuenta estaba en números rojos. Las joyerías tuvieron que ponerse alerta para no ser estafadas por él.

4Muchas dosis de Photoshop

Sadelle Young

Esta mujer se sirvió del Photoshop para colocarse en diversos paisajes que sacaba de Internet. Hizo creer a mucha gente que vivía montada en el dólar… pero nada más lejos de la realidad.

5Al estilo Lobo de Wall Street

Sam Cooke

En sus redes sociales presumía de ser ‘un gran inversor’. Afirmaba ser un hombre de éxito al que la fortuna no le paraba de sonreír… pero es que la verdad era mucho más cruda: no era inversor de nada y tenía una deuda con varias personas que llegaba a los 100.000 dólares. Acabó entre rejas.

6El soltero más buscado

Johnny Mitchell

Su ‘fama’ le llegó después de participar en un programa de citas del Reino Unido, donde afirmó ser un millonario. Esto provocó que todo el mundo quisiese irse con él, pero lo cierto era que todo era una mentira: sus relojes eran falsos, el coche que conducía era de su madre y ‘sus mansiones’ eran alquileres de Airbnb.

7Festival desértico

Ja Rule

Organizó un festival para ‘gente exclusiva’. Si querías ir, teníais que pagar una entrada bastante cara. La cosa es que, cuando llegó el día tan esperado, lo que los invitados se encontraron ahí fue un fiasco absoluto; habían sido estafados.

8Al final sí lo logró

Tai Lopez

Este hombre, hace unos cuantos años presumía en las redes sociales de llevar una vida de lujo: mansiones, coches caros y ropa de marca. Pero una grave crisis económica la sumergió en la nada… aunque ahora ha conseguido superarse (como él bien enseñaba en sus cursos de coaching) y, ahora sí que sí, es millonario.

9Billetes de pega

Soulja Boy

Este era el clásico rapero que presumía de tener muchísimo dinero en efectivo en sus redes sociales. Es verdad que tampoco es que fuese pobre, pero lo pillaron utilizando hojas en blanco con billetes por arriba y por abajo para simular fajos de dólares.

10Gracias al trabajo de su madre

Lil Tay

Se hizo famosa muy joven al aparecer en mansiones y coches de lujo. Presumía de una fortuna que, en realidad, no tenía: resulta que su madre era agente de bienes raíces y esto le permitió tener acceso a casas de gente que sí era millonaria. Lo pillaron y desapareció de Instagram.

A vosotros, ¿qué os han parecido estas estafas? ¿Os colaron alguna en su momento? Dejádnoslo en los comentarios.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).