¿Alguna vez has soñado despierto con ser rico y famoso? ¿Crees que serías del tipo de persona al que se le sube la fama a la cabeza y se vuelve un poco loca?

Ese ha sido el caso de algunos de los que os presentamos hoy, que, tienen tanto dinero que no saben ya cómo gastarlo, además de que se les ha hecho sentir tan especiales, que ya no se sienten del mismo mundo que el resto…

O eso parece.

1Mariah Carey.

Son muchos los famosos que sienten auténtica devoción hacia sus mascosas, de hecho, la última el anuncio de que, tras la muerte del más que reconocido diseñador Karl Lagerfeld, toda su herencia caerá en las patas de su pequeño gatete, Choupette.  Pero el caso de Mariah Carey va hacia los perros, concretamente, hacia sus ocho terriers. Esta señora les regaló a sus pequeños unas vacaciones pagadas por valor de 140 mil euros. Esto se lo encargó a una empresa que se responsabilizaba a mantenerlos en un hotel con juegos, comida, tratamientos de SPA y servicios VIP.

2Rihanna.

¿Qué crees que puedes hacer con 35 mil dólares a la semana? Rihanna tiene la respuesta: mantener una piel perfecta (pero de verdad). Esto es lo que le cuesta a ella el tener su piel siempre al cien por cien. Y es que invierte dicho dinero en unos dermatólogos y en un equipo estético que la atienden las 24 horas del día, y se mantienen disponibles para cualquier necesidad. Además, ya os contamos en otro artículo que intenta hacer el menor número de pruebas de maquillaje posible.

3Julia Roberts.

Aquí la señora no para de ganarse la peor fama posible. A parte de las habladurías de su tiranía como compañera de trabajo (y eso que es de las que tienen cara de buena gente, pero uno ya sabe que las apariencias engañan), los productores que han trabajado con ella, aseguran que su truco para mantener su piel joven les suele salir bien caro, y es que solo accede a trabajar contigo si le garantizas baños de leche o de agua mineral, exclusivamente.

4Michael Jackson.

No es nuevo el vicio por gastar que el artista tuvo en vida, su mansión estaba en boca de todos debido a que era un parque de atracciones (al que por cierto, puso nombre en honor a Peter Pan, historia por la que estaba profundamente obsesionado).

Aunque la decoración y los detalles de esta no entraban necesariamente en los gustos de todos, cumplía definitivamente todos los deseos del rey del pop, (incluyendo un trono real bañado en oro y con gemas incrustadas, en el que solía sentarse a meditar durante horas)

Otro de los caprichos más raros era su costumbre por comprar momias en subastas. ahí os lo dejo.

5Los Beckham.

La familia Beckham ya podría tener o su propio reality o una serie de ficción (que a estas alturas son casi que lo mismo).

Esta familia suele demostrar grandes gestos de amor ante las redes sociales, y parece que han caído en el gran error de que el cariño se paga caro, a parte de que algunos de sus detalles pueden resultar un poco extraños.

Para una navidad en Madrid, decidieron pagar a una persona 1500 euros para que abriese los regalos por ellos. Sí, lo has leído bien.

6Justin Bieber.

Justin Bieber, en un alarde de riqueza, decidió parar las rotativas al Vaticano y pagarse una visita exclusiva, reservando cada zona solo para él. ¿Lo peor? Que decidió que la mejor forma de disfrutar de la visita era pasarla jugando con un balón de fútbol, mosqueando a todo el personal.

¿Cuánta gente le tendrá ya en su lista negra?

7Kanye west.

El señor ya ha conseguido que su ego y su fama sean del mismo tamaño. Quizá por esto sea que uno de sus requisitos para dar un concierto, sea que le tengan preparadas toallas versace. SIN TOALLA NO HAY CONCIERTO. Y ya está.

8Jennifer Lopez.

Lo cierto es que en comparación con otras peticiones, esta no resulta tan extraña, pero sí bastante concreta. Y es que sólo trabajará si para el hospedaje tiene un apartamento completamente blanco. ¿Será para asegurarse de que esté bien limpio?

¿Qué te han parecido estos datos? ¿Conocías alguno de antes? Cuéntanos todo en los comentarios de Facebook e Instagram.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuente: Paraloscuriosos