Ha tocado despedir 2018 y, como al final de cada año, por estas fechas, se celebran algunos de los eventos anuales más esperados. Estamos a poco de los Globos de Oro y los Oscar, pero todos sabéis que los premios más importantes son los de las ‘Miss Nosequé’ (ejem), que se celebran unos ochenta diferentes por estas fechas.

Hace unos días tocó el turno del Miss Universo y, como no, la ganadora a vuelto a ser una terrícola. Catriona Gray, representante de Filipinas, se alzó con la corona que la avala como ‘la mujer más hermosa de todo el Universo».

Miss France Crown GIF by Miss Universe - Find & Share on GIPHY

Dejando ya de lado al Universo y volviendo a la Tierra, hoy os queremos hablar del certamen que se encargaba de encontrar a la mujer más hermosa de toda África. Ese hermoso continente también tienen su propio concurso de belleza y el de este año pasará a la historia, pero por los motivos ‘equivocados’.

El concurso se celebró de forma completamente normal. Las concursantes pasaron por las diversas pruebas y la ceremonia transcurrió como lo hacía cada año, sin ningún tipo de altercado.

Todo apuntaba a que sería una de las mejores celebraciones de la belleza de la historia del continente… hasta que llegó la hora de anunciar a la ganadora. Había mucha tensión, cosa que es normal en esta fase del concurso, pero lo que nadie se esperaba era que la ganadora, al ser proclamada como tal, tomase una actitud tan ‘ardiente’… y, lamentablemente, no de la forma que muchos y muchas querríais.

La ganadora, como bien podréis ver en el vídeo que os dejamos más abajo, fue miss Congo Dorcas Kasinde, quien fue proclamada de forma oficial, el pasado sábado, como la mujer más bella de toda África. Cuando su nombre fue anunciado por el speaker, todo fue alegría y celebración. La organización, como parte del espectáculo de coronación, activó unos fuegos artificiales en el escenario… y bueno, digamos que las chispas se llevan bastante mal con el pelo afro.

De repente y como por arte de algún hechizo de Harry Potter, el pelo de la miss empezó a arder de forma incontrolable. Nosotros, como espectadores, nos dimos cuenta en seguida.

Pero la pobre Dorcas tardó lo suyo en darse cuenta y, mientras tanto, su hermosa y densa cabellera se estuvo convirtiendo en algo muy parecido a un disfraz del Hades de la peli de Hércules de Disney.

La joven, que representaba a la República Democrática del Congo, no cabía en sí de la alegría de ser nombrada como la mujer más bella de su continente y eso es algo que podemos ver a simple vista.

Pero todo se tornó en desastre en muy pocos segundos y, cuando esta se dio cuenta de lo que estaba ocurriendo en su cabeza, el caos se abrió paso entre los allí presentes. Tanto el presentador del evento como su predecesora tuvieron que intervenir para intentar apagar las llamas.

El momento, a pesar de ser terriblemente catastrófico, duró muy poco y la joven pudo salvar la mayor parte de su cabellera (no sin sacrificar parte de su peinado). Y ya, más adelante y sentada en el trono de la ganadora, confesaba que se sentía ‘muy contenta’ del título que acababa de recibir.

El premio, aparte del fuego y la corona, también viene acompañado de un cheque por valor de 30.000 euros (visto así, yo también me dejaría quemar la peluca por un maletín con treinta de los grandes).

El vídeo, como no podía ser de otra forma, se ha hecho viral en las redes sociales y ya pueden contarse por millones las visitas que ha recibido. Hay que decir que, a pesar de ser un momento de pánico, resulta llamativo lo surrealista de las reacciones (y que algo nos hemos reído, para qué nos vamos a engañar).

Aquí os dejamos el vídeo con el momento exacto:

A vosotrxs, ¿qué os ha parecido este alocado momento? Dejádnoslo en los comentarios de Facebook. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).