Pocos temas han marcado este año tanto como lo ha hecho todo el caso de ‘La Manada’. Dos años han pasado desde los terribles hechos que han llevado a que, a principios de este año, se diese a conocer la sentencia a este grupo de degenerados, los cuales fueron condenados a varios años de prisión tras recibir ser declarados culpables por un delito de abuso.

La sentencia fue recurrida y, desde entonces, todos los integrantes de este grupo andan sueltos a sus anchas por toda la península. ¿Entrarán finalmente a prisión? Tendremos que esperar hasta el próximo 26 de diciembre para saberlo.

 

De momento, siguen saliendo a la luz algunas informaciones relacionadas con ellos que no hacen más que aumentar la cantidad de barbaridades que estos jóvenes realizaban en su día a día.

Como ha revelado recientemente ‘Equipo de investigación’, ‘La Manada’, presuntamente, utilizó, en más de una ocasión, la placa reglamentaria del guardia civil para incautar droga de jóvenes del pueblo para consumirla más tarde.

‘Equipo de Investigación’ también tuvo acceso a unas fotografías en las que podemos ver a ‘El Prenda’, medio desnudo y sosteniendo la pistola reglamentaria del guarda civil con la leyenda: «es la reglamentaria, vaya fotón».

En las conversaciones de Whatsapp filtradas, pueden leerse cosas como: «Le quitamos a unos notas la coca con la placa. El Alfonso y yo. Medio gramo de cocaína».

Una testigo de estos hechos explicaba: «Hubo extorsión a unos chicos por temas de estupefacientes. Utilizaban sus placas para sacarles lo que tuvieran. Daba igual que fuera un bar, una feria… Intentaba no pagar o llevarse bebida», explica la mujer.



Francisco Cesteros, un perito judicial consultado por los expertos del programa, cuenta que esto es un delito penal por «usurpación de funciones públicas»… lo que le faltaba a estos abusadores, vamos.

Rocío Lama, directora de ‘Equipo de Investigación’ explica que no hay imágenes en vídeo del momento en el que se hacen pasar por agentes de la ley, pero si hay fotografías de cómo consumían la droga y mensajes que lo corroboran: «Lo grababan y lo dejaban todo por escrito».

También hay nuevas declaraciones relacionadas con la otra causa pendiente que tiene La Manada, la de Pozoblanco. La joven declaraba que había conocido a Alfonso (uno de los miembros) en una fiesta y que le había ofrecido llevarla en coche: «Aquí tengo una laguna en la que no recuerdo absolutamente nada. Abrí los ojos, yo estaba en el asiento de atrás completamente desnuda con las medias rotas y Alfonso iba conduciendo», explica.

Sin embargo, el relato de Alfonso es bastante diferente. Según él, conoció a la joven de fiesta y le invitó a ir a casa de Antonio, otro miembro de ‘La Manada’:

«Mis amigos me estaban esperando en el coche y fuimos a la casa de Antonio pero la chica me dice que prefiere irse a su casa y que la lleve. Estaba confusa, dándome indicaciones equivocadas. Llegamos a una calle estrecha y le dije que por ahí no entraba y que fuera caminando pero ella me dijo que la llevara a la puerta. Nos peleamos y le dije que o se bajaba o llamaba a la Policía y se bajó insultándome».

De momento, tendremos que esperar todavía unos días para conocer la decisión del Supremo al respecto, pero parece que, mientras más indagamos en este grupo de hombres, más se nos ponen los pelos de punta.

A vosotrxs, ¿qué os han parecido estos nuevos datos? ¿Qué opinión tenéis respecto a todo este caso? Dejádnoslo en los comentarios de Facebook. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).