Hay personas que, de forma casi diaria, tienen que pasar muchas horas yendo de un lado para otro en sus coches. Estos, de alguna forma, se convierten en una parte más de su vida y, por lo tanto debemos tener cuidado con ellos. Para ayudaros en esta complicada tarea, aquí os dejamos unos cuantos consejos que os servirán para hacer de vuestros trayectos un lugar mejor.

1Para que no pases hambre

Si estás en medio de un largo viaje y quieres pegarte unos cuantos bocados para no morir de inanición, lo mejor es que compres un cestita como esta. No son demasiado grandes y te ayudarán bastante a mantener todo tu coche recogido y limpio (lo que no es poco).

2Ganas espacio

Es muy habitual encontrar que, cuando viajamos en familia, nos sobre de todo menos espacio. Por eso, esta genial idea en base a dos ganchos de seguridad nos permitirá ganar bastante. Se acabó lo de dejar todo tirado por los suelos.

3El lavabo es más útil de lo que creías

Aquí te traemos la solución para que tus críos paren de dejar todos sus juguetes, lápices y demás cosas tiradas por la parte trasera de tu coche. Casi todos los cestos para jabones y cepillos de dientes que tengan ventosa os irán genial (si tenéis limpios los cristales).

4Reúne tus monedas

Lo normal es tener las monedas que nos dan con el cambio regadas por todo el vehículo. Con un envase de chocolatinas como este tienes una solución rápida, práctica y barata. Eso sí, cómete antes los chocolates.

5Prevenir ante todo

Cuando dejamos el coche aparcado, solemos quedarnos preocupados por el hecho de que alguien pueda robarnos el estéreo, pero tranquilidad: con una carátula vacía de alguna mala película tendremos más que suficiente. También necesitaremos unas tijeras y un poco de maña. Por lo demás, esta es una solución casi perfecta.

6¿Quieres dejar tu coche brillante?

No hay nada como un poco de acondicionador y un buen cubo de agua. Eso sí: luego deberás pasarte un buen rato frotando todo tu coche hasta que deje de parecer un estercolero.

7¿Te sobra un filtro de aspiradora?

Con un filtro para el polvo de lo que sea, puedes darle de forma bastante rápida y eficaz a tu coche por dentro y pillar todo, absolutamente todo el polvo que hace que parezcas que conduzcas en un ataúd.

8Nada más de parabrisas sucios

Lo único que tienes que hacer es limpiar con alcohol el limpiaparabrisas para eliminar así todas las pequeñas suciedades y que su limpieza sea más eficaz.

9¿Cómo limpiar el posavasos?

Esta es una zona que, por lo general, cuesta bastante de limpiar. Es de difícil acceso y, por más que insistas, siempre queda alguna porquería por ahí suelta. Pero aquí os traemos la solución: coge un vaso que entre bien en tu posavasos y envuélvelo con un calcetín, dale un par de vueltas y ¡PRESTO!

10Entretén a tus hijos

Cómprales unos buenos rotuladores lavables y déjales que dibujen en los cristales (sin salirse de la línea, claro). También puedes ponerles guantes viejos para que lo limpien con ellos y no con su ropa.

11Dale algo de vidilla a tu viaje

Unos buenos post-its de colores y algo de paciencia (e imaginación), harán posible que tu viaje deje de ser algo tremendamente aburrido. Cuanto más color pongamos a nuestra vida, mejor.

A vosotrxs, ¿qué os han parecido estas ideas? ¿Las habéis encontrado útiles para vuestros viajes? Dejádnoslo en los comentarios de Facebook. 

Si os ha gustado este artículo, además, podéis echar un vistazo más abajo y disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, claro). 

Fuente: difundir