En el mundo se producen tragedias a diario que afectan a los millones de habitantes que hay en la tierra. Obviamente, los medios, sobre todo los tradicionales (aunque cada vez menos), son los que marcan la actualidad. Pero hay dramas en todo el mundo y, queriendo desmarcarnos un poco de la actualidad española, queríamos poner el foco en una historia diferente, concretamente la historia de Camila.

Camila es una chica argentina que, durante tres años, sufrió abusos por parte de la pareja de su abuela. Cuando tenía catorce años, el diciembre pasado, decidió ir a realizar la denuncia ante la Justicia junto a su madre y su abuela.

“Me llamo Camila. Estoy por cumplir 16 años y todavía la Justicia no le ha dado lugar a mi testimonio. Denuncié a Anulfo Escobar Castillo por abuso sexual reiterado por tres años durante los cuales me tenía amenazada»

Tras realizar eso, el hombre se sintió traicionado y las amenazó de muerte. Uno podría pensar que solo las quería asustar, pero el susodicho solo tardo unos meses, en abril de este 2018, en cumplir sus amenazas y prendió fuego a Blanca Isabel Martínez, la que había sido su pareja y abuela de Camila.

«Cuando me animé a denunciarlo a mis 14 años, la Justicia no sólo no me escuchó sino que él pudo cumplir su promesa de dañar a mi familia prendiendo fuego a mi abuela».

Pese a eso, la mujer logró ganarle el pulso a la vida, eso sí, con el 80% de su cuerpo lleno de quemaduras. Tras ese suceso, Anulfo Escobar Castillo (el nombre completo del agresor) fue detenido por intento de homicidio agravado por la relación de pareja y por ser cometido mediante violencia de género.

Como consecuencia de estos hechos, Camila ha decidido grabar un vídeo en el que le exige a la Justicia que no deje esta acción sin castigo ya que, cuando realizaron la primera denuncia, nadie las escuchó. Ahora quiere que se haga justicia, pero, sobre todo, desea que tanto ella como su familia puedan pasear por unas calles  y, precisamente por eso, pide que el vídeo que os mostraremos a continuación sea compartido y distribuido para que su causa aumente en notoriedad y, de alguna manera, llame la atención de la justicia argentina, de hecho, parece que lo está empezando a hacer.

De hecho, durante el vídeo cita los fiscales de la UFI 9° de Lomas de Zamora: Maria Delia Recalde, Mariano Leguiza Capristo y Maria Elizabeth Borneo. Concretamente Recalde se ha pronunciado al respecto y ha dicho que nadie le informó de que este caso estaba relacionado con la denuncia anterior de la menor pero que, en caso de que en la cámara mencionase el nombre de Castillo, vincularía las distintas denuncias.

«Mi familia necesita que se haga justicia para que este hombre quede preso y pague el daño que nos hizo».

A continuación, os dejamos el vídeo con su denuncia social.

¿Conociáis ya el caso? Ponednoslo en los comentarios.

Si os ha gustado este artículo, más abajo podéis encontrar otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente interesantes.