Para Europa, el Mediterráneo es como la gran piscina comunitaria donde todos los países se mean, especialmente aquellos que tienen playas en él. De hecho, desde los inicios del continente, muchos países le deben su riqueza y, en parte, su bienestar.

Es por eso que, habitualmente, solemos tener una percepción del mar Mediterráneo que dista mucho de la que tenemos del salvaje océano. Nos lanzamos al agua creyendo que lo más peligroso y “espectacular”  que nos vamos a encontrar es una medusa o un pulpo, pero nada más lejos de la realidad.

De hecho, cada año se producen varios avistamientos de distintos tipos de cetáceos que nadan por nuestras costas sorprendiendo a los pesadores.

Por ejemplo, recientemente se han visto algunos de estos grandes mamíferos cerca de las Islas Baleares . Unos pescadores de Cala Bona (Son Servera) estaban trabajando por las aguas donde habitualmente salen a pescar, bastante cerca de “tierra”, concretamente en la costa “llevant” de Mallorca, cuando, de repente, dos ballenas de una tamaño más que importante (es decir, gordacas a más no poder) salieron a la superficie para coger aire.

Empezaron a notar los movimientos ondulantes del agua y los bufidos que hacían al salir en una escena a medio camino entre la fascinación y el acojonamiento (como cuando la persona que te gusta te hace un chupetón). Así que los pescadores dejaron un momento de trabajar para poder contemplar a estos magníficos animales golpeando el agua con sus aletas y su cola.

Estar en una barca y ver a estos colosales seres debe ser una experiencia sobrecogedora en muchos sentidos, así que, tras unos instantes en los que estuvieron estupefactos viendo como las ballenas nadaban, los pescadores terminaron sacando los móviles para capturar estas impresionantes imágenes.





Para los que no somos gente de mar resulta complicado ver algo así, de hecho, puedo que no llegamos a ver una ballena en carne y hueso en toda nuestra vida.  Pero, como hemos dichos, es normal que, cada verano, se vean a estos majestuosos animales como, por ejemplo, sucedió el verano pasado en aguas de Puerto Cristo.

Por el Mediterráneo nadan varias especies de cetáceos, pero el más común y espectacular de todos ellos son los rorcuales (Balaenoptera physalus).  El rorcual común puede alcanzar los 24 metros de longitud y, de hecho, es el tipo de ballena más grande de las que transitan regularmente por el mar europeo por excelencia.

El equipo científico de EDMAKTUB lleva tiempo estudiando la actividad de este tipo de ballena y las condiciones que hacen que se las vea por costas catalanas y, según ellos, el año pasado se registraron 62 avistamientos, lo cual es un dato bastante notable y se debe a que, estos animales .habitan zonas oceánicas de poca profundidad y, de vez en cuando, se acercan a las zonas más costeras.

Por desgracia, esta especie se encuentra actualmente en peligro de extinción, como muchas otras. Así que si queremos seguir disfrutando de imágenes tan emocionantes y espectaculares como estas más nos vale cuidar de nuestro entorno y nuestros mares.

A continuación, os dejamos los clips que han hecho los propios pescadores.

Balenes a prop de costa.

Gepostet von PEIX DES PORT am Donnerstag, 21. Juni 2018

Balenes 2 porto cristo

Gepostet von PEIX DES PORT am Donnerstag, 21. Juni 2018

¿Habéis visto nunca una bellana? Dejádnoslo en los comentarios de Facebook. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos.

SIGUE NUESTRO CANAL DE YOUTUBE YO CONTROLO 🎥