Sin duda, ha habido un aumento en la visibilidad de los transexuales y los problemas que afrontan. Los medios han mostrado mucho más interés en sus vídeos y, poco a poco, se intenta normalizar ciertas situaciones.

Una de las más destacadas es el hecho de que los hombres transexuales que no se han operado pueden quedar embarazados y tener hijos, algo que, por algún motivo, no está entrando con facilidad en la mollera de muchxs intolerantes.

Pero esto no es algo tan nuevo, a continuación, os mostraremos 10 casos de padres transexuales que dieron a luz a sus propios bebés.

Thomas Beatie

En teoría, el primer hombre embarazado del mundo y que, en su caso, lo consiguió a través de la inseminación artificial en 2007. Ante la imposibilidad de su mujer para tener hijos, decidió tomar cartas en el asunto y ser él quien trajese al mundo su hijo.

Fernando Machado

En 2016, Fernando se convirtió en el primer ecuatoriano en quedar embarazado y, obviamente, no fue nada fácil.  Pese a las adversidades inevitables a las que sabían que deberían enfrentarse, tanto él como su pareja, decidieron hacer lo imposible para convertirse en padres.

Trystan Reese y Biff Chaplow

Los primeros hijos de esta pareja fueron, de hecho, los sobrinos de Biff. La hermana de Biff no podía hacerse cargo de ellos así que esta pareja decidió adoptarlos. Más adelante Trystan quedó embarazado y dio luz a un tercer niño llamado Leo.

Trystan nunca quiso cambiar su anatomía durante su transición, cosa que le ha hecho muy feliz porque le ha permitido tener su propio bebé.



Kayden Coleman

Kayden  descubrió que estaba embarazado durante su transición. Primero experimentó dolor de espalda y, entonces, le pidió a su nombre que le diese un masaje.

Sentí que tenía una especie de cojín debajo del estómago, pero, obviamente, no había ninguna almohada.

. Entonces, en broma, sugirió la idea de hacerse una prueba de embarazo que, para sorpresa de todos, salió positiva.

Scott Moore

En 2010, Scott tuvo un bebé con su marido, Thomas, que también es transexual. Fue uno de los pioneros en el embarazo masculino, de hecho, se le consideraba el “segundo hombre embarazado del mundo”.

Hayden Cross

Hayden es el primer hombre británico en dar a luz a una pequeña llamada Trinity-Leigh. Cuando tenía solo 21 años reveló al mundo que estaba esperando una niña.

Hayden había empezado un tratamiento hormonal y tuvo que dejar su transición en stand by para poder tener a su bebé.

Chris Rehs-Dupin

La esposa de Chris no podía concebir, pero, por suerte, Chris no había sometido a su cuerpo femenino a ningún cambio médico, con lo cual pudo llevar en su vientre a una pequeña niña.

Jason Barker

Jason nació en un cuerpo de niña y, desde entonces, quiso tener su propia familia. Así que esperó a tener una hija con su compañera Tracy para empezar su transición.

Kaci Sullivan

Kaci dio a luz el año pasado como un hombre transexual, pero cinco años antes había tenido otra hija siendo aún una mujer.

Darcy A



Darcy nació siendo una mujer y, a los doce años, se declaró como una lesbiana. Pero a los 18 años aceptó que era transexual y empezó a vivir como un hombre. Pese a eso, consiguió un donante de esperma y tuvo a una hija llamada Hayden.

Resulta realmente increíble que todos estos hombres hayan podido conseguir un sueño tan bonito como es el de tener una familia. Sobre todo sabiendo los obstáculos y problemas con los que habrán tenido que lidiar durante el camino. Con suerte, poco a poco nos volveremos más tolerantes y aceptaremos mucho mejor ciertas situaciones que, por desgracia, aún se nos hacen (a veces) un poco extrañas.

¿Qué opináis sobre estos casos? ¿Creéis que en el futuro lo veremos como algo normal? Ponednos vuestra opinión en los comentarios.

Si os ha gustado esta noticia, más abajo os dejamos otros enlaces que seguro que os interesarán.