¿Cuántas veces has visto capítulos repetidos de Los Simpsons? ¿Y de Friends? Muy a menudo preferimos ver un episodio que ya conocemos en vez de atrevernos con algo nuevo. Pero, ¿qué supone eso para los actores y actrices que salen en esas series?

Con la consolidación y aceptación del TDT, la redifusión de series ha incrementado mucho (ya no es solo cosa del verano) y eso, en consecuencia, ha beneficiado económicamente a muchos intérpretes.




Cada vez que en televisión remiten un capítulo o una película, los actores de estas cobran derechos económicos, tal y como está fijado por la Ley de Propiedad Intelectual.




Con lo cual, si nos ponemos a mirar cuáles son las series que más reposiciones tienen en televisión, podremos saber qué actores están cobrando más por ello. Sin duda, estamos hablando de “Aquí no hay quién viva” y “La que se avecina”.

Cada día se suelen emitir unos nueve capítulos de estas dos series gracias a las reemisiones que realizan Factoría de Ficción (FDF) y Atreseries.  Eso se traduce en que, algunos de los actores de la serie, llegan a cobrar entre 20.000 y 50.000 euros cada año.

Las cadenas de televisión son conscientes de lo bien que funcionan muchas de estas series y las rescatan para ponerlas en sus canales secundarios. Por ejemplo, otra de las que funciona especialmente bien se trata de Aída, siendo también una de las que más derechos aporta a los actores que participaron de ella.

Obviamente, no todos los actores alcanzan las cifras citadas anteriormente y, en la mayoría de casos, simplemente les supone unos pequeños ingresos extra a final de año (algo que a muchxs de nosotrxs nos iría bien por Navidad).




La cantidad cobrada depende de varias cosas como, por ejemplo, el tipo de cadena en la que se ha emitido, es decir, si era de ámbito nacional, si era en una cadena generalista, la audiencia que ha tenido, etc.

Aunque a los espectadores no nos beneficia (por mucho que nos guste una serie, hay que entender que el contenido nuevo siempre tiene un valor añadido que no se disfruta al reponer capítulos viejos), los actores, como es lógico, perciben esto como algo positivo ya que proporciona ingresos a actores que, por el motivo que sea, no trabajan actualmente debido a que es un sector muy voluble.

Como ya os explicábamos previamente, la audiencia es un elemento clave a la hora de saber cuánto cobrará el actor o actriz por los derechos de emisión. Como no todos los canales tienen la misma cobertura, resulta diferente una reposición en un canal como Telecinco, que en uno más limitado en espectadores como es Factoría de Ficción.

Cuanto menos alcance tiene la cadena en la que se emite, menos cobra el intérprete que ha participado en una determinada serie.





Precisamente por este mismo motivo, las reposiciones que se realizan en canales de cable o de pago, son menores. Aunque también están obligados a pagar los derechos, los contenidos suelen tener menos audiencia y eso hace que no les afecte tanto la Ley de Propiedad Intelectual como a las cadenas generalistas.

Con lo cual, pensad que, cada vez que veáis la reemisión de un capítulo, estáis pagando los regalos de Navidad de aquellxs que salen en la pequeña pantalla.

¿Sabíais que los actores y actrices cobraban por las reposiciones de sus series o películas? ¿Cuál es la serie que más a menudo veis en televisión? Explicádnoslo en los comentarios de Facebook.

Si os ha gustado esta noticia y os apetece seguir leyendo, a continuación os dejamos otros enlaces con artículos tan interesantes como este (o más).