Youtube cada vez es algo menos nuevo y los primeros vídeos virales empiezan a ser piezas de museo que nos inspiran nostalgia de un tiempo pasado donde estaban sin editar y los clips que se hacían famosos tenían un toque más inocente que morboso.

Este momento tan melancólico que os queremos recordar hoy viene a raíz de que se han cumplido diez años desde que Howard Davies-Carr encendió la cámara para grabar sus dos hijos.

El vídeo empezaba mostrando a sus dos niños, Harry y el pequeño Charlie, sentados y relajados.

¿Os empieza a sonar?

En un principio la grabación no iba a publicarse en Internet y la intención era que fuese solo para los familiares, pero lo subieron a Youtube porque era demasiado grande para caber en un e-mail.

De hecho, el padre entró a la plataforma de streaming para borrar el vídeo, pero no lo hizo al ver la cantidad de visitas que estaba teniendo.

Algo tan simple como un bebé mordiéndole el dedo a su hermano se convirtió en un icono viral cuando salió hace once años, el 22 de mayo de 2007.





En octubre de 2009, el vídeo titulado “Charlie Bit My Finger” (Charlie me ha mordido el dedo), era el más visto de todos con 129 millones de visualizaciones y no fue destronado hasta al cabo de 171 días por el videoclip de la canción Bad Romance de Lady Gaga.

A raíz de ese video, la familia siguió subiendo más contenido a Internet además de participar en muchos anuncios y campañas publicitarias.

Diez años después, los Davies-Carr son una familia totalmente diferente. Aparte de que Harry y Charlie están irreconocibles, también tienen dos hermanos más, Jasper y Rupert, cosa que, según su madre, no se hubieran podido permitir sin los beneficios de Youtube.

Pese a eso, tanto la madre como el padre siguieron sus trabajos habituales en su casa de toda la vida y el dinero conseguido lo destinan, principalmente, a pagar la educación de sus hijos y para posibles gastos médicos.

Parece que sus padres llevaron a cabo la brillante táctica de hacer creer a sus hijos que tienen menos dinero del que en realidad amasaron para conseguir que esos dos niños tan tiernos del vídeo no se convirtiesen en dos monstruos malcriados.

Para aquellxs que os hayáis olvidado de él o lxs que queráis recordarlos, os dejamos aquí el vídeo:

¡Si quieres Cabronizarte más todavía, suscríbete a nuestras notificaciones para tener contenido en exclusiva!

Fuentes: thesun,mirror

SIGUE NUESTRO CANAL DE YOUTUBE YO CONTROLO 🎥