Por mucho que queramos ir de exquisitos y de finos, todos liberamos, en mayor o menor medida, gases por varias partes de nuestro cuerpo. Eructos y pedetes son nuestro día a día y no vamos a engañar a nadie. Es algo natural y normal, por lo que no hay por qué avergonzarse. Eso sí, tenemos que estar atentos, ya que, como bien sabemos, todo lo que sale de nuestro cuerpo es un buen indicativo del estado del mismo. Así pues, hoy os traemos algunas particularidades de estos gases que podrían ser señales de que algo no va del todo bien.

Fart GIF - Find & Share on GIPHY

1Extremadamente apestoso

Te sorprenderá saber que tan solo el 1% del gas que liberamos tiene olor. Esto se debe a su contenido en sulfuro. Eso sí: el contenido de este elemento no debe ser alto, en ese caso deberías ir a un médico para comprobar que no sufras de ningún trastorno digestivo.

2Extremadamente dolorosos

En algunas ocasiones, el gas puede oprimir las paredes de tus intestinos y causar unos episodios de dolor intenso. El problema es si no podemos liberar estos gases, en cuyo caso podríamos estar sufriendo de algún otro tipo de trastorno que bloquea el intestino y no nos deja ‘liberarnos’.

3Hinchazón excesiva

Tener una presión de gas muy alta en el interior, aparte de dolor, puede causar una gran hinchazón en nuestro vientre. Esto, si ocurre de vez en cuando, es normal, pero si ocurre de forma habitual, podría tratarse de un síntoma de colon irritable.

4Heces gaseosas

Esto ocurre cuando las defecaciones son interrumpidas por gas. Esto puede ser indicativo de que el páncreas no está funcionando correctamente y no compacta bien la comida, momento en el que se acumula gas en medio.




5Gas constante

Si te pasas el día aguantándote los gases, puede que algo no esté correctamente dentro de ti. Esto podría ser sintomático de un Síndrome de Colon Irritable o, en los peores casos, de algún tipo de cáncer de colon.

6Eructos apestosos

Spongebob Squarepants Burp GIF - Find & Share on GIPHY

Solemos pensar que los gases apestosos solo pueden salir por la parte inferior del sistema digestivo, pero no es así. En caso de que tengamos eructos sulfúricos (apestosos), podríamos estar sufriendo de Solon Irritable o de algún parásito como la Giardia.

7Dolores mientras liberamos los gases

On Fire Fart GIF - Find & Share on GIPHY




Si sentimos dolor o irritación mientras liberamos gases (nos tiramos un pedete, vamos), podríamos estar sufriendo de una fisura anal o de hemorroides. Estas condiciones no son peligrosas en principio, pero si no se tratan a tiempo, podrían empeorar.

Compartid vuestra experiencia con nosotros en los comentarios de Facebook.